A un año del video Ferro-Palacios ¿qué ha pasado con los protagonistas?

A un año del video Ferro-Palacios ¿qué ha pasado con los protagonistas?

16 de Febrero del 2017

Hace un año LaFm publicó en primicia un video en el que sus protagonitas: el capitán Ányelo Palacios y el entonces viceministro del interior Carlos Ferro Solanilla, tenían una conversación explícitamente sexual. El video, como se conoció tiempo después, fue grabado por el mismo oficial de la policía, con el único fin, dijo él, de revelar la existencia de la ‘Comunidad del Anillo‘, una presunta red de prostitución en el interior de la escuela de oficiales General Santander.

Las denuncias del capitán Palacios sobre el tema no llegaron pegadas a la publicación del video; estas se venían haciendo de 2013, desde que Palacios denunció al coronel Jair Castellanos por abuso sexual. Este proceso fue archivado y el caso del capitán, que en ese momento era teniente, quedó en el limbo. Palacios siguió insistiendo en desmantelar la supuesta red que, de acuerdo con su denuncia,  abusó de él, de otros cadetes (hombres) y que estaría relacionada con la muerte de la también cadete Lina Maritza Zapata, que apareció muerta en las instalaciones de la escuela y de quien dijeron se había suicidado. Lo extraño, según dicen, es que Zapata conocía de la supuesta ‘Comunidad del Anillo’ porque varios amigos suyos habían caído y ella quería denunciarla.

Lea también: Tras la sombra del capitán Ányelo Palacios

El video que le dio un revolcón al tema, silenciado hasta ese momento, y lo puso en la palestra pública, aunque fue grabado un par de años antes, fue publicado el pasado 16 de febrero de 2016 por LaFm, dirigida en su momento por la periodista Vicky Dávila. De la cinta se puede inferir el respetable gusto de Ferro por los hombres, pero no la existencia de la red de prostitución, como lo pretendía demostrar el policía, al ponerle la trampa a Ferro, que cayó redondo. Pero sí logró sacudir el país.

La publicación de ese video, que se volvió viral en pocos minutos, generó un fuerte remesón, que ni los periodistas ni el mismo Palacios esperaban. Trajo consigo consecuencias de las que aún sus protagonistas se están sacudiendo.

Lea también: Vicky Dávila, una youtuber que no es youtuber

Carlos Ferro

Carlos Ferro -02

Tras la publicación del video íntimo en el que el único rostro que se ve es el de Ferro, el viceministro renunció al cargo. Días después del escándalo, acompañado por su esposa, dio la cara en una entrevista que le concedió a Blu Radio, en la que dijeron que el video fue un asunto que solo importaba a ellos como pareja y a nadie más. Desde ese día la opinión pública no sabe mucho, más bien nada, del exsenador Carlos Ferro, que tiene sobre su espalda varios hechos polémicos, entre ellos, un homicidio en el que estaría involucrado y en el que la justicia ha avanzado poco.

Ányelo Palacios

Alt_Anyelo_Palacios

El capitán de la policía Ányelo Palacios es una de las personas que más ha soportado las consecuencias de estos hechos. A diferencia de los demás protagonistas, a quienes el video afectó, es un hombre sin sólidas bases financieras, lo que lo convierte en el eslabón más débil de la cadena.

Después de la publicación del video y de las anteriores denuncias que hizo en contra del coronel jair Castellanos, quien presuntamente habría abusado de él y del que se dice es, o era, el líder de la red de prostitución, a Palaciós le ha pasado de todo. Lo trasladaron para Florencia en Caquetá (zona complicada); lo secuestraron, según él para desaparecerlo; En agosto de 2016 la policía lo destituyó en primera instancia para ejercer cargos públicos por 12 años, pero la defensa apeló y tienen que esperar que la segunda instancia resuelva el caso.

Hoy el capitán Palacios, quien no ha estado muy bien salud, sigue activo en la Policía y a la espera de que la Procuraduría se apersone de su caso para no pelear en solitario contra la institución armada, entidad que lo ha querido sacar desde que denunció la existencia de la ‘Comunidad del Anillo’ y a policías como a Castellanos y al general Rodolfo Palomino, de quien deja entrever que tiene conocimiento de la presunta red.

Rodolfo Palomino

Rodolfo Palomino-1

Un día después de la publicación del video, tras una serie de dudas que se centraron sobre él, el director de la Policía Nacional, general Rodolfo Palomino se apartó del cargo, lo hizo empujado por la decisión de la Procuraduría de abrirle investigación formal por presunto enriquecimiento ilícito, supuestos seguimientos a periodistas y su posible conocimiento sobre la ‘Comunidad del Anillo’. Palomino, según el policía Ányelo Palacios, le habría insinuado ‘coqueteos’ para ayudarlo a trasladar hasta la ciudad de Bogotá.

Un año después del video y de su renuncia, el exgeneral, que duró 38 años en la policía, le dijo a KienyKe.com que aún se siente “tranquilo y feliz”. Una vez más, el exalto oficial insiste que es inocente de los cargos que se le imputan.

“No hay un colombiano  que no me haya profesado, personal, pública y privadamente la admiración. No olvido que durante mi paso por la policía, fui el ciudadano colombiano  de mayor credibilidad…No tengo nada de que avergonzarme. Ni yo, ni mi familia”, aseguró Palomino a este medio de comunicación.

“Soy una persona inmensamente feliz. No creo que haya salido perjudicado. Así no me siento. Eso (el escándalo de la Comunidad del Anillo) no me amargó porque tenía perfectamente claro que se trataba de una infamia”, dijo a KienyKe.com el pasado martes 14 de febrero.

“Ninguno de los que pretendió hacer cosas para dañarme lo logró, ni los que pretendían hacerle daño a la institución lo lograron. Ahí está que los que prendían hacerme daño, ni llegaron a la dirección de la policía, ni el carrusel de los reintegros se continuó, ni el señor Mina Rubio llegó a ser el asesor de prensa de la institución. El clán Úsuga tampoco logró atentar contra este servidor”, concluyó el exdirector de la Policía Nacional.

Vicky Dávila

Vicky Dávila

Aunque el tema de la ‘Comunidad del Anillo’ se venía investigando por varios medios de comunicación, el momento cumbre de ese escándalo, que denunciaba la existencia de una red de prostitución masculina en el interior de la Policía Nacional, tuvo como protagonista inesperada a la periodista Vicky Dávila.

La mañana del martes 16 de febrero de 2016, Dávila autorizó la publicación del video que levantaría la polvareda. En él, se revelaba una conversación entre el exviceministro del interior, Carlos Ferro y el entonces teniente de la Policía Nacional, Ányelo Palacios. El diálogo era sexual.

La publicación del video reabrió la polémica sobre la esfera pública y la esfera privada de los funcionarios que trabajan para el Estado. Para algunos, Vicky Dávila violó la intimidad de dos personas adultas; para otros, incluyendo la periodista, el video es parte de las pruebas sobre la existencia de la ‘Comunidad del Anillo’. El tema mereció un amplio debate.

Lo cierto es que un día después de la publicación de ese video, a Vicky Dávila la renunciaron de su cargo. “El presidente Santos pidió mi cabeza”, dijo la comunicadora. “Yo no pido cabezas de periodistas. Soy quien más valora la crítica, cuando es seria y fundamentada”, respondió el jefe de Estado.

La situación motivó la reinvención de Vicky Dávila. En julio de 2016 inició su faceta como youtuber. En la plataforma de videos siguió haciendo periodismo. “Esta vez sin jefes”. No le va mal. Tiene más de 200 mil suscriptores.

Desde allí siguió hablando los temas de actualidad nacional: Proceso de paz, Farc, Congreso, marchas LGBTI, entre otros.

Seis meses después volvió a la radio. La W le abrió las puertas y hoy la periodista pasa por un buen momento.

Del tema que la tuvo como protagonista de la agenda mediática hace un año poco habla. Ya lo dijo todo y basta mirar los registros para saber lo que piensa al respecto.

Jair Castellanos

La primera denuncia que conoció la opinión pública contra el coronel Jerson Jair Castellanos la interpuso el entonces teniente de la Policía, Ányelo Palacios. pero no es la única que pesa sobre el polémico oficial. Varios cadetes de aquellas épocas han declarado en contra de Castellanos, a quien sindican estar en la cúspide de la red de prostitución que mediaticamente se conoció como la ‘Comunidad del Anillo’.

Según lo denunció Palacios, el coronel lo sacó de la escuela de oficiales, lo invitó a jugar bolos, a comer y tras haberle ofrecido una botella de agua, al parecer lo drogó para luego violarlo. Según las denuncias, Castellanos tenía un catálogo de estudiantes y policías que le vendía de manera exclusiva a “prestigiosos” políticos, empresarios y altos mandos de la Policía como acompañamiento sexual. Los clientes de dinero no sobraban, Castellanos era jefe de seguridad del Congreso.

Aunque varias de las denuncias contra el hoy exoficial se archivaron en el pasado, entre ellas la de Ányelo Palacios, frente a nuevas declaraciones la Fiscalia y la Procuraduría están investigando la existencia de la Comunidad del Anillo y Castellanos está dentro de ese proceso como presunto instigador a la prostitución.

La última audiencia se desarrolló la pasada semana en el juzgado de Paloquemao, en la que una vez más, Castellanos se declaró inocente de lo que se le acusa. El excoronel lleva 4 años defendiéndose.