Boletín diario

RECIBA NUESTRO BOLETÍN DIARIO

La pelea del hijo de Jacanamijoy con un bar de Bogotá

Tahuanty dice que no lo dejaron entrar por un prejuicio racial, pero el local asegura que ...

Tahuanty Jacanamijoy, Kienyke

El pasado 17 de mayo al hijo mayor del pintor colombiano Carlos Jacanamijoy, Tahuanty, le negaron la entrada al bar Baum. Él dice que lo discriminaron por su color de piel, pero el gerente del lugar asegura que fue un error. Discriminación o no, el hijo del artista prepara una demanda contra el sitio. 

“Me sentí completamente discriminado por mi color de piel, aspecto latino y descendencia indígena siendo mi padre Carlos Jacanamijoy, quien también ha tenido que pasar por momentos similares”.

Con varias semanas de anticipación, Tahuanty planeó ir a la presentación de ‘Miami Horror’, una banda australiana de electropop. El concierto era promocionado en redes sociales y organizado por Baum, un bar ubicado en La Macarena, con capacidad aproximada para mil personas e inaugurado el pasado mes de marzo. 

Según las reglas del bar las boletas se adquirían el mismo viernes desde las siete de la noche por un valor de cuarenta mil pesos. Tahuanty, quien antes había entrado al lugar en dos ocasiones, llegó sobre las 8:30 de la noche, en compañía con siete amigos de la universidad. Todos con un promedio de 21 años de edad.

Bar Baum, Bogotá, Kienyke

Un DJ hace una presentación en Baum

Tahuanty cuenta que en el momento de pagar el empleado encargado de recibir el dinero dijo que tenía la orden de no dejarlo ingresar con la chaqueta de cuero negro que tenía puesta. De inmediato fue hasta su casa, ubicada a pocas cuadras, a cambiarse de ropa. Al regresar notó que varios de sus amigos, quienes iban vestidos de manera similar a él, pudieron comprar la entrada.

“Al sentirme discriminado decidí acudir a la policía para que el filtro diera una razón válida por haberme negado la entrada. Cuando llegué al bar acompañado por dos agentes, argumentaron que no me habían dejado ingresar porque ‘se reservaban el derecho de admisión’. También agregaron que se trataba de un evento privado con boletería limitada. En ese momento el agente me dijo que no había nada que hacer y debía hacer un denuncio en la Fiscalía”, comenta Tahuanty.

Hernán Morales, gerente y socio del bar, aseguró a KienyKe que en este lugar nunca se han presentado casos de discriminación. “Hay pruebas en Internet. La gente puede ver en fotos de las fiestas a personas afrodescendientes, asiáticas y de ancestros indígenas”. También insiste en que varios de sus colaboradores y artistas que se han presentado en el lugar son negros. 

Morales admitió que el personal del bar tiene la orden de no permitir el ingreso a personas cuando el sitio está lleno o no se acomodan al perfil del bar. Quienes ingresen deben ser mayores de edad y cumplir con ciertos criterios en su vestimenta. Sobre el porqué los amigos de Jacanamijoy pudieron comprar la entrada, Morales dice que es difícil que un grupo completo de personas entre al lugar, pues el ingreso es individual.

Tahuanty Jacanamijoy, Kienyke

Esta es la ropa con la que Tahuanty Jacanamijoy asistió al bar

“Después de analizar detenidamente todo lo que sucedió esa noche, he llegado a la conclusión que el sitio Baum ha creado una especial preferencia al ingreso de extranjeros”, dice  Tahuanty. Sobre el asunto, Morales dice que no hay predilección por estas personas, salvo cuando hay acuerdo con hostales. “Puedo asegurar que el día de esa fiesta había peruanos, mexicanos y bolivianos dentro del lugar”, concluye.   

Finalmente, aquel día, Tahuanty decidió devolverse para su casa con sus amigos. El domingo, le contó a sus papás, quienes decidieron tomar medidas frente a este hecho. La familia Jacanamijoy está en proceso de hacer una denuncia contra el lugar, pues Tahuanty cumplía con los requisitos de vestuario, tenía el dinero para pagar la entrada y es mayor de edad.

“Seguimos en tiempos de la colonia, donde la razas y el color de la piel manda. Me parece terrible. Creemos en la trampa colonial. En que todo lo que vienen de afuera y lo blanco es mejor”, aseguró el pintor colombiano a KienyKe

Por su parte, el bar asegura que se ha comunicado de manera permanente con Zoraida Iguarán, mamá de Tahuanty. Pero no han logrado concretar un encuentro para solucionar el asunto. Baum admite que fue un error de las personas que hicieron el filtro de la entrada, pues Tahuanty ha ingresado varias veces y lo consideran un cliente frecuente. Asegura de manera enfática que no hubo discriminación, pues el día de la fiesta cerca de 800 personas se quedaron por fuera. 

pasaje comercial
Estamos atentos a sus comentarios
cerrar

Dirección: Carrera 7 No. 156 – 78 Piso 6 Oficina 602, Bogotá D.C. Teléfono: 6012310