Implante de bigotes: próspera industria en Turquía

Implante de bigotes: próspera industria en Turquía

12 de julio del 2013

Los bigotes son expresión de masculinidad y elegancia. Esta es una premisa inamovible de las culturas de los países musulmanes, Turquía entre ellos. Desde el Oriente Medio, Asia y Europa llegan a Estambul viajeros haciendo uso de paquetes turísticos que incluyen un tratamiento de implante de bigote, días de shopping y, opcional, estadía en una costa del Mediterráneo. De esta forma, Estambul se ha convertido en el paraíso de los cirujanos plásticos que cobran US $5000 por cada mostacho. El procedimiento es igual al utilizado para el implante de pelo en la cabeza. Consiste en extraer vellos de zonas en donde son abundantes e implantarlos luego en la cara. Normalmente cada sesión dura cinco horas y se hace con anestesia local.

Esta es una nueva línea dentro de la industria del turismo médico que Turquía viene desarrollando desde hace algún tiempo, la cual le deja US $1.000 millones al año. El número de viajeros que llegaron para procedimientos quirúrgicos subió de 156.000 en 2011 a 270.000 en 2012, según informes del Ministerio Turco de Salud.