La dilación de las Farc desmotiva las sesiones extraordinarias

La dilación de las Farc desmotiva las sesiones extraordinarias

14 de enero del 2016

Desde el mismo partido de La U salieron las primeras críticas por la convocatoria a sesiones extraordinarias del Congreso de la República el 15 de febrero, para darle al Presidente de la República facultades extraordinarias dentro de la ley de orden público, y hacer posible la concentración de las Farc.

“Con tremendo descaro los líderes de la guerrilla de las Farc dicen que no aceptan las zonas de concentración, ni tampoco la fecha del 23 de marzo para la firma de la paz. Entonces pregunto: ¿para qué llaman al Congreso de la República a sesiones extraordinarias?”, cuestionó el representante a la Cámara, Efraín Torres.

El parlamentario de La U expresó que “es completamente inútil y desgastante para el Gobierno buscar una modificación sobre la ley 418 de orden público para entregar facultades especiales al Presidente de la República, que habiliten las zonas de concentración que permitirían llegar al fin de conflicto, mientras las Farc no acojan estas medidas como una posibilidad tangible en la agenda”.

Por último, el congresista pidió al Gobierno acelerar el trámite de los puntos que quedan sobre la mesa y aseguró que el Congreso “estará presto para adelantar los trámites legislativos que sean necesarios, siempre y cuando, se basen sobre hechos concretos para que las Farc entiendan de una vez por todas que no es tiempo para juegos”.

Esta semana comenzó una nueva ronda de conversaciones en La Habana, en la que el Gobierno manifestó que le meterá el acelerador a fondo. Sin embargo, uno de los negociadores de las Farc, alias ‘Joaquín Gómez’, indicó que no aceptarán una concentración con la fuerza pública vigilándolos, y que muy posiblemente el 23 de marzo no se dará la firma de la paz.