El malestar que generó la salida del Director de la Filarmónica de Bogotá

El malestar que generó la salida del Director de la Filarmónica de Bogotá

6 de enero del 2016

Las marcadas diferencias entre Enrique Peñalosa y Gustavo Petro hicieron suponer que una vez en el cargo, el nuevo alcalde de la ciudad haría cambios drásticos.

Lea también: ¿Por qué no se deben privatizar las empresas públicas de Bogotá?

Sin embargo, ninguno de los cambios hechos hasta ahora por Peñalosa, había causado tanta molestia como el que se confirmó este miércoles cuando se supo que David García no continuaría como Director General Orquesta Filarmónica de Bogotá.

Como todos los funcionarios salientes del distrito, García presentó su renuncia a su cargo el pasado lunes y aunque algunos esperaban que este y otros funcionarios vinculados con la cultura de la ciudad fueran ratificados, Enrique Peñalosa aceptó su renuncia.

Además: Peñalosa empezó peor de lo esperado

KienyKe.com supo que aunque David García quería continuar como Director General de la  Orquesta Filarmónica de Bogotá, renunció por “protocolo y decencia”.

“Sabía desde el principio que Peñalosa iba a cambiar a toda la gente sin importar la gestión realizada, y eso es lo que está haciendo”, dijo en diálogo con este medio David García.

Para el exdirector de la Filarmónica, su su salida del distrito tiene una sola explicación. “El argumento es que yo era de izquierda y petrista”.

“Sería bueno que se entienda que hay diferencias entre políticas de gobierno y de estado y entidades como la Filarmónica, el Jardín Botánico y otras vinculadas con las artes, no se deberían manejar así. Mi salida obedece a una política de estado. Ese problema se da porque el cargo del director de la Filarmonica antes lo nombraba una  junta directiva y luego se convirtió en un cargo de libre nombramiento, eso para una entidad de ese tipo no es saludable”.

El director saliente de la Filarmónica indicó que para este cargo, para el que quedó designada una persona encargada para los próximos tres meses, se deben buscar “personas que tengan calibre y compromiso. Lo que más me interesa es que se continúe con esa labor”.

Bajo la dirección de García, la Filarmónica se consolidó como una entidad cultural poderosa. Dejó, entre otras cosas, un sistema de 25 orquestas filarmónicas, ocho bandas de viento y 43 coros.

Además con García al frente, la Orquesta Filarmónica de Bogotá dio pasos gigantescos para la construcción de una sede propia con la que nunca contó en 48 años de trabajo ininterrumpidos.

El predio está ubicado al costado norte del Coliseo El Campín, en la carrera 30 con Diagonal 61C, es una zona estratégica de la ciudad. Dicho espacio, propiedad del Distrito y que tradicionalmente ha sido arrendado a circos nacionales e internacionales, tiene un área de 9.490 metros cuadrados.

Al respecto, García señaló que “Peñalosa encuentra esto a mitad de camino. Lo que él tiene que hacer en febrero de este año, es comprometer las vigencias futuras del proyecto y desarrollar todo en el consejo, en donde encontrará todo el respaldo”.

Reacciones: