Entre Goga y Sábato ¿quién lo emociona más?

Entre Goga y Sábato ¿quién lo emociona más?

27 de agosto del 2016

Tres kilómetros para la línea de meta. Nairo Quintana se pera en los pedales de la máquina y ataca.

Contador y Froom no daban crédito a lo que veían; el boyacense pedalea como si desde lo alto de la montaña lo jalaran con una cuerda.  Nada de cuerdas, pura potencia de piernas, puro amor, propio, puro talento.

Lea también: ¿Emoción o repudio? Desgarradora narración de Goga en victoria de Pantano

En la etapa número ocho de la Vuelta a España, una de las tres grandes de Europa, el boyacense volvió a demostrar que es uno de los mejores escaladores del planeta.

Mientras Nairo pulverizaba a sus rivales, abría la boca para que le entrara la dosis necesaria de oxigeno y terminaba el recorrido de 181,5 kilómetros entre Villalpando y el Alto de La Camperona, el primer puerto de 1ª categoría de la gran vuelta española, a esta lado del continente un trío de narradores se esforzaban por transmitir emoción a sus televidentes. Colombia y Argentina en la pelea por el rating. Caracol Televisión vs. ESPN.

Además: “Ver los noticieros de Caracol y RCN me estaba enfermando”

Jugando como local, sin ser colombiana, Goga Ruiz narraba: “¡Vamos Nairo, arranca, tiene ganas de ser el protagonista, esto es candela pura…¡Vamos Colombia!”.

Nairo Vuelta

“Eso es lo que necesitaba Nairo era eso, rebasar a Froom darse cuenta que sus piernas son las que más”.

Por su puesto, a la mexicana la acompaña un veterano de mil batallas, de mil vueltas, de mil transmisiones, Rubén Darío Arcila,’Rubencho’, respalda con su voz fuerte la emoción de Goga.

“Aquí está el mejor escalador del mundo. Dando un golpe de autoridad en la mesa. Colombia lo vuelve a ver como el águila que es…solitario, se traga la montaña. El pedalista de Boyacá en su forma está volando en solitario”.

Es un diálogo entre los dos, es una alegría desbordada.

Al otro lado está Mario Sábato, el argentino que con su “Atención Colombia” se ganó un público en el país del sagrado corazón.

“Baila que baila Nairo”, dice cuando el corredor del Movistar Team se para sobre los pedales.

“Nairoman, Nairoman, no es un ciclista es Nairoman”, el apodo se lo puso él. “Y vamos que me vuelvo loco… vamos Nairo, por Colombia, por el continente… qué barbaro. ¡Vamos papá!”.

A Sabato, el sábado, no le quedó difícil que estaba loco. Su narración no dejó duda de ello.

Quien no está loco y sigue conlos pies en la tierra, es Nairo Quintana.

Al término de la etapa señaló: “En sí la subida se comenzó así, con mucha precaución, estábamos esperando el ataque de Froome y supimos responder a él”, dijo.

“Más que una sonrisa (al llegar a la meta) era un sufrimiento pero lo hemos conseguido. Era mi objetivo principal el día de hoy, poderle ganar unos segundos a estos rivales, y ahora de aquí en adelante con el gran equipo que tenemos poder defenderme”, agregó el boyacense.

Quintana dio respuesta al ataque inicial de Chris Froome (Sky) y se situó como nuevo dueño maillot rojo ante el sufrimiento de su compatriota Darwin Atapuma (BMC).

El de Boyacá es ahora líder de la general con dos llegadas en alto más antes de la jornada de descanso con 19 segundos sobre su compañero Alejandro Valverde, 27 sobre Chris Froome (Sky) y 57 sobre su compatriota Esteban Chaves (Orica-BikeExchange).