Froome, ¿del uso médico del salbutamol al dopaje?

13 de diciembre del 2017

El corredor británico podría perder el título de la Vuelta a España.

Froome

La contramuestra positiva de salbutamol, sustancia consumida por personas con asma u otras enfermedades respiratorias, del británico Chris Froome tiene al mundo del ciclismo en vilo porque el campeón del Tour de Francia y Vuelta a España podría ser suspendido de dos a 12 meses además de perder el título de la competencia ibérica, en la que se le hizo el control doping, si la UCI (Unión Ciclística Internacional) lo castiga por exceder los 1000 nanogramos permitidos.

Desde 2014 el pedalista del Sky tiene permitido hacer uso de este medicamento debido al asma que sufre desde que era niño. Sin embargo, el panorama cambió para el múltiple campeón del Tour. Esta falta al reglamento lo puede dejar sin su primera magna española y sin las grandes de la temporada 2018.

“Para superar los 1000 nanogramos aceptados por la UCI, Froome tuvo que usar la sustancia más de 20 veces. Cada puff (inhalación) de salbutamol contiene 100 gramos y el reglamento permite de 12 a 14 inhalaciones”, señaló a KienyKe.com el deportólogo Jaime Roa.

La Unión Ciclística internacional le comunicó al Sky y al corredor, seis días después de terminar la Vuelta, que había dado positivo en la prueba de doping realizada durante la última semana de competencia. El equipo y el británico esperaron la contramuestra y salió el mismo resultado.

“Se pudieron haber confiado, pero eso no quitará la negligencia médica. Él podía utilizar este medicamento y debían controlarlo. El reglamento es muy claro con las dosis permitidas”, apuntó Roa.

Otros corredores fueron absueltos por permiso médico

“Hacer varios años se requería permiso en todos los casos. Con Froome fue distinto y por eso desde 2014 tiene permiso. Superar los 1000 gramos en orina es lo grave y lo que genera la investigación”

El salbutamol tiene reacciones en las personas como taquicardia y pérdida de potasio: la primera puede generar hasta una arritmia en plena competencia y la segunda se baja al entrar en las células con la posibilidad de producir problemas musculares.

¿Por qué el exceso de salbutamol le pudo dar ventaja a Froome?

“La hidratación de los bronquios facilita la oxigenación en la sangre y los músculos en las etapas de montaña como en este caso. En ascensos puede ser una sustancia muy útil para los ciclistas”, puntualizó el deportólogo.

Hidratar los bronquios, que en las personas con asma es vital para evitar un broncoespasmo (contracción de los músculos en las paredes de los pulmones que dificultar respirar), y la ayuda en la oxigenación para escalar en ciclismo, tienen a Froome en una dicotomía. El deportista puede pasar del uso médico al dopaje con sus más de 1000 nanogramos inhalados.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO