Las millonarias ganancias de WWE

9 de febrero del 2018

La compañía no escatimará en eventos en el 2018.

WWE

La empresa más grande de lucha libre en Estados Unidos, WWE, en el 2017 tuvo su mejor año en toda la historia de la compañía. Las ganancias en total fueron de 801 millones de dólares, 80 millones más en 2016. Sin duda fue una buena temporada para Vince McMahon y todo su emporio de entretenimiento deportivo.

Las campañas digitales en las diferentes redes sociales hicieron que la industria tuviera una mejor acogida del público en la reproducción de videos. El canal de YouTube es el más visto entre los perfiles deportivos y el segundo más visto en el sitio.

De igual manera, diferentes productos en el mercado como figuras de acción fueron las más vendidas en Estados Unidos, superando las franquicias de Star Wars y Los Vengadores de Marvel. Un punto a favor de la compañía de McMahon.

“En 2017 WWE logró romper récords financieros, generando las mayores ganancias. Nuestros índices activos demuestran el poderío de nuestro contenido y marcas a nivel mundial, que nos posiciona de buena manera para cumplir nuestras metas a largo plazo. Nos seguiremos concentrando en crear contenido irresistible para múltiples plataformas”, expresó el dueño de la empresa.

En los shows no televisados la empresa ganó 151.7 millones de dólares debido a los 40 eventos extra que realizó la empresa en diferentes lugares de Estados Unidos.

La WWE tiene muy claro cómo llamar la atención del público para el 2018 con la llegada de Ronda Rousey y su aparición en el pasado Royal Rumble femenino. Además de las especulaciones sobre el regreso de Undertaker para el próximo WrestleMania 34.

La lucha libre sigue en el mercado con el objetivo de ser la compañía más grande en esta disciplina que sorprende con sus shows, no solo en territorio norteamericano, sino también en países asiáticos. Se espera que en los siguientes eventos deportivos y programas semanales como Raw y SamckDown la audiencia también los acompañe.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO