El ángel y talento de la lucha libre colombiana

El ángel y talento de la lucha libre colombiana

12 de mayo del 2019

Los años 70 y 80 fueron el escenario para que la lucha libre colombiana se consolidara en el país y con ello en otras naciones de la región. Hubo reventa de boletas para ver este deporte de entretenimiento y allí generar amores y odios con los luchadores. Ese amor no se ha ido, sigue presente con referentes que ahora buscan dejar un legado y que la lucha en el país continué.

Terry Golden y Kwang Kwng son polos opuestos en el ring, uno es rudo y otro carismático pero lo que los une es el Equipo de Lucha Libre y la pasión por enseñar y dejar buenos luchadores en la escena colombiana. Cada uno tuvo su padre luchador y antes de formar atletas quieren formar personas.

“Primero se necesita ser persona y respetar siempre el público”, comentó a KienyKe.com Terry Golden.

En las clases buscan formar a 23 jóvenes para continuar con el concepto de lucha libre y quitar del imaginario de las personas que es un deporte ‘guionado’ y que nunca se golpean tan fuerte.

Kwang Kwng

Kwang Kwng

“La esencia de la lucha colombiana es más fuerte e infortunadamente la lucha estadounidense dañó la imagen de la lucha en el país. Aquí en los eventos si se pegan muy duro y eso es lo que marca la diferencia. Hay fracturas, lesiones, luxaciones aquí luchamos de verdad y en cualquier campo podemos demostrar que un luchador puede estar en cualquier disciplina de combate”, confesó Kung.

El ‘Tigre’ Colombiano, Henry London y Espartaco han sido los luchadores más recordados e influyentes y que en su época lograron ir a diferentes países como Japón, México y llegar a Europa. Si bien cada uno tuvo una carrera que inició en Colombia, Terry Golden y Kwang Kwng buscan hacer lo mismo y dejar un proyecto a futuro en unos 20 o 30 años con luchadores.

Tener el ángel en el ring y vida

“La actualidad de la lucha libre se esta rescatando y hay nuevos talentos jóvenes que están en equipos, ya casi nos pueden estar haciendo sudar la máscara. En estos momentos hay muchachos que vienen de la canteras, primero somos atletas y luego si somos luchadores. Estamos llevando la lucha libre en ese entorno con técnicas de llave, contrallaveo y lucha olímpica”, confesó Kwang.

Terry Golden define cómo es encontrar la vocación de ser un luchador, de organizar sus cosas para cada lucha, ponerse la máscara y tener un rol que lo caracterice y que el público lo aplauda o abuchee. No hay medios para esta profesión que buscará siempre tener el cinturón.

“No todo el mundo nace para ser luchador, se debe tener carisma y un ángel como dice mi papá”, comentó el luchador que se ha caracterizado por tener una buena relación con el público gracias a su personaje.

Terry Golden

Terry Golden

La lucha libre no es un deporte cualquiera y no es simplemente subirse a ring y no dejarse ganar. Es un proceso y una pasión de vida, no solo para los protagonista sino para quienes lo siguen.

“La lucha libre se divide en dos, en espectáculo que son las luces, máscaras y música, y el deporte donde se ven las actitudes de cada luchador que le demuestra al público que si hay un verdadero golpe o técnica”, puntualizó Kwng, actual campeón en Colombia.

Los dos son profesores y uno de los valores que quieren resaltar en sus estudiantes es la humildad y siempre la capacidad para aprender algo nuevo cada día. Tanto Terry Golden como Kwang Kwng han estado en otros países y su experiencia de 20 años es sabia al decir que no se las saben todas y que con sus alumnos aprenden también.

Lea también: “Mi sueño es traer una pelea de título mundial”: Brand

“no me gusta que me digan profesor, he tenido la oportunidad de lucha en otro países y en la lucha no hay nada escrito y no me las sé todas, todos los días se aprende mucho de los muchachos”, finalizó Golden.

La lucha colombiana no ha dejado de existir y tendrán diferentes eventos en los próximos meses para demostrar que este deporte de entretenimiento es para toda la familia. En Sportfest estarán para deleitar y enamorar en Corferias el próximo 25 de mayo.

Además del próximo 2 de junio en el salón cultural del barrio Policarpa también habrá una lucha y se espera que el público acompañe a los luchadores y que los aplausos y abucheos se repliquen por la ciudad y el país para volver a ser referente en la región con la esencia ‘cafetera’.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO