¿Quiénes son los apostadores en el fútbol profesional colombiano?

¿Quiénes son los apostadores en el fútbol profesional colombiano?

11 de agosto del 2017

En el ojo de la Fiscalía General de la Nación están los partidos del Fútbol Profesional Colombiano luego de las denuncias que hizo el presidente de la Dimayor, Jorge Perdomo, sobre los presuntos amaños a partidos por parte de terceros.

Perdomo solicitó una entrevista con el Fiscal, Néstor Humberto Martínez, donde expresó su preocupación por el soborno a jugadores para hacerse sacar tarjetas amarillas al inicio del partido o hacer faltas y cometer penalties a menos de cinco minutos para finalizar un encuentro.

Las alarmas se prendieron hace un año, cuando un futbolista fue tentado por 20 millones de pesos para cometer un penalti a pocos minutos de la finalización del juego. El jugador no aceptó y lo comentó con el presidente de su club y desde allí se comunicaron con Perdomo y Ramón Jesurum, Presidente del Federación Colombiana de Fútbol, para tener conocimiento de este hecho.

En cuestión de un mes se tendría respuesta de la investigación para saber quienes están detrás de este fenómeno que no solo afecta a Colombia, sino a varias ligas del mundo, y que la Fifa ha hecho llamados de atención para estar al tanto de las casas de apuestas ilegales.

Con esta denuncia y el trabajo de la Fiscalía se espera tener una legislación para este tipo de casos. De igual manera, Perdomo enfatizó que está buscando una creación de un castigo penal especifico, como los que tienen en España y en Alemania.

La investigación también arrojará si hay jugadores, árbitros y personas externas que estén haciendo daño al fútbol provocando faltas, que pasan del escenario deportivo a la pasión de los hinchas desencadenando hechos violentos y delictivos.

Este trabajo hace parte de la creación de un nuevo código penal para tener más fuerza a la hora de castigar la quema de pólvora en los estadios, las riñas de hinchas en los escenarios deportivos, la reventa de boletas y el amaño de partidos.