Fútbol: Otra víctima del Estado Islámico

23 de marzo del 2016

Para los extremistas, ver este deporte va en contra de la ley islámica.

Fútbol: Otra víctima del Estado Islámico

El atentado ocurrido el pasado martes en Bruselas, Bélgica, que dejó 34 muertos y cerca de 200 heridos, entre ellos tres colombianos, sigue conmocionando al mundo. El grupo terrorista Estado Islámico (EI) ha dejado claro que los ataques también pueden presentarse en los eventos deportivos más importantes de este 2016 como la Eurocopa, que se disputará en Francia, y los Juegos Olímpicos, en Río de Janeiro.

Los extremistas islámicos se han caracterizado por ataques que no sólo dejan una gran cantidad de víctimas sino que se ejecutan en puntos de alta aglomeración de personas. En París, el 13 de noviembre de 2015, se presentó un hecho que marcó la historia del país europeo. Las acciones bélicas en la sala de conciertos de Bataclan, el Bulevar Voltaire y los alrededores del estadio Saint-Denis terminaron con la vida de 130 hombres y mujeres.

Lea también: La estrategia mediática del Estado Islámico para reclutar extremistas.

“El grupo (EI) intentó inmiscuirse en los alrededores del estadio para poder ingresar y generar más pánico”, indicó el secretario de Estado de Deportes, Thierry Braillard, al referirse al partido que, ese viernes, disputaban los combinados nacionales de Francia y Alemania en el escenario. Los bombardeos en la ciudad detuvieron el partido, mientras los asistentes y los jugadores de ambas escuadras estaban perplejos ante la situación.

¿Por qué atacar un partido de fútbol?

El Estado Islámico no anuncia el día de sus ataques, pero de forma simbólica sí intenta dejar un mensaje de cara a futuras embestidas. Por ese motivo, el partido amistoso entre los europeos era un foco importante, teniendo en cuenta que la próxima edición de la Eurocopa se llevará a cabo en suelo ‘galo’, entre el diez de junio y el diez de julio del presente año.

El ataque en Bruselas provocó la preocupación de la UEFA. El vicepresidente de esa organización, Giancarlo Abete, manifestó la postura de la institución: “La Eurocopa es un evento que no se pospone, pero tampoco podemos dejar por fuera la posibilidad de jugar a puertas cerradas”, dijo. El dirigente agregó que es consciente del miedo que tienen las selecciones participantes y los aficionados que ya tienen sus boletos para los partidos del torneo.

Las medidas de seguridad en Francia y en los Juegos Olímpicos de Brasil aumentarán para evitar sobresaltos en los eventos. No obstante, se teme que el grupo islámico ya tenga planeado arremeter en la inauguración o el transcurso de las competencias deportivas.

El Estado Islámico ya ha ejecutado fanáticos del fútbol. En Mosul, Irak, en el 2015, el grupo terrorista asesinó a trece jóvenes por ver un partido de fútbol entre su selección nacional y Jordania. Para los extremistas, ver este deporte va en contra de la ley islámica.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO