Cinco meses de Lillo en cinco frases

Cinco meses de Lillo en cinco frases

5 de diciembre del 2017

El estratega español Juan Manuel Lillo decidió dar un paso al costado en la dirigencia de Atlético Nacional tras la eliminación del equipo en cuartos de final de Liga Águila.

Lillo llegó al club antioqueño el 21 de junio. Entre rumores y expectativa la hinchada buscaba seguir el mismo estilo de juego y jerarquía en el torneo local. Sin embargo, el juego cortado y falta de goles hicieron que los fanáticos del ‘verde’ dejaran de creer en el onceno.

La eliminación en penales contra Deportes Tolima fue la gota que rebasó el vaso y la manifestación de inconformidad de los hinchas no se hizo esperar en las redes sociales. No obstante, los jugadores y el presidente de club, Andrés Botero, respaldaban al español, que sorprendió este martes con su renuncia.

Juan Manuel Lillo estuvo cinco meses y medio en el que las estadísticas y la confianza de los jugadores no se vieron reflejadas en la cancha y goles anotados durante el todos contra todos y los cuartos de final.

Las frases de Lillo han marcado su paso por Colombia y en Atlético nacional no fue la excepción. En el mismo día de su presentación oficial, Lillo invisibilizó para muchos el trabajo de Reinaldo Rueda y solo se refirió a Juan Carlos Osorio. Esto no fue bien recibido por los hinchas ‘verdolagas’.

“Juan Carlos Osorio dejó un antes y un después, vamos a tratar de estar a la altura”.

Otra frase polémica que dejaba mucho que desear fue sobre las expectativas con los refuerzos nacionales e internacionales que no dieron la talla y no se pudieron acomodar al estilo de juego del español.

“Yo no vine a podar un árbol sino a intentar plantar otro”.

Lillo se ha destacado más por las frases que comenta en las ruedas de prensa y su tono poético en el que utiliza metáforas que en los títulos alcanzados en los más de cinco clubes que ha dirigido a lo largo del territorio español y latinoamericano como el fútbol mexicano, chileno y colombiano.

“Los entrenadores somos mucha verborrea, cuanto menos hablemos es mucho mejor”.

Los comentarios más polémicos para la hinchada surgían luego de derrotas, como le pasó al club ‘verdolaga’ contra Santa Fe, Tigres y el más reciente, Deportes Tolima. Si bien no se puede predecir ningún encuentro y mucho menos los goles anotados, si se debe tener un buen planteamiento.

“Los partidos son como los melones, no sabes cómo son hasta que los abres”.

En lo que sería su última rueda de prensa y el respaldo de los jugadores soltó la frase que llenó de inconformidad a los hinchas que empezaron a pedir la renuncia del español y del presidente Botero.

“Si hay algo que uno ha aprendido en el tiempo es que los argumentos en boca de un perdedor son tomadas como excusas y yo no voy a alimentar eso”.