¿Código de Policía afectará la seguridad en los estadios?

¿Código de Policía afectará la seguridad en los estadios?

1 de febrero del 2017

El nuevo Código de Policía, que entró en vigencia el pasado 30 de enero, tiene modificaciones que tendrán que ser acatadas por todos los colombianos. Un aparte del reglamento podría afectar la seguridad en los estadios del fútbol colombiano. Los artículos 74 y 75 de este reglamento advierten que la Policía Nacional ya no hará parte de la logística dentro de los estadios.

Por ejemplo, el artículo 75 indica las seguridad en los eventos masivos estará a cargo de lo que establece la Ley 1493 de 2011, según esa Ley, quien organice un evento debe “contar con un plan tipo de emergencia para la prevención de riesgos que cada municipio y o distrito definirá la autoridad competente”.

Al respecto, el general Jorge Enrique Rodríguez Peralta, director de Seguridad Ciudadana explica que “los empresarios deben asumir su vigilancia privada y logística en los eventos. La policía estará, pero esperamos que no en un número tan grande”.

Lea también:Barras bravas del América obligan a suspender partido amistoso contra Patriotas

Este aspecto preocupa a muchos equipos que tendrían que contratar cuerpos de seguridad privados para mantener el bienestar de los espectadores. ¿Solo los equipos con musculo económico podrá garantizar la seguridad?

El presidente de la Dimayor, Jorge Perdomo, expresó que, en compañía de los clubes, se implementará la seguridad en los estadios de todo el país.

Sin embargo, Perdomo cree que el cambio no puede ser de la noche a la mañana y que la Policía Nacional debería intervenir en los partidos que son considerados clásicos: “Es impensado que en un partido Nacional vs Millonarios no haya policía en los estadios”.

KienyKe.com consultó algunos dirigentes del balompié nacional para conocer las opiniones y planteamientos que los equipos tienen para desarrollar los nuevos controles de seguridad.

Además: Planes tradicionales que hoy prohíbe el nuevo Código de Policía

“Nos estamos reuniendo con las autoridades y la alcaldía local para sacar conclusiones. Es algo que no es fácil y por eso estamos trabajando para tener respuestas lo más pronto posible”, afirmó el gerente deportivo de Atlético Nacional, Víctor Marulanda en diálogo con este medio.

Otros equipos como Tigres, han manifestado que el tema es “preocupante” por las barras que tienen los clubes que son catalogados grandes en Colombia.

“Sabemos que es complicado porque hay barras organizadas que algunas veces ocasionan desmanes y, aunque no son todas, es un proceso que puede tardar algún tiempo”, señaló el presidente de la escuadra Édgar Paéz. Su equipo (Tigres) jugará en el Metropolitano de Techo.

Igualmente, el dirigente expresó que ha tenido conversaciones con Millonarios y Santa Fe, los otros equipos de la capital del país. “Tenemos posturas parecidas. Pensamos que este 2017 debe ser una transición para el fútbol colombiano en temas de seguridad. La policía no puede dejarnos de ayudar de un día para otro”, agregó el directivo.

Además le puede interesar: Belleza y talento serán los ingredientes de la liga femenina de fútbol 2017

Tulio Gómez, presidente del América de Cali, señala que la inversión que deberán hacer los equipos es un esfuerzo grande pero obligatorio si la ley así lo exige. “Haremos lo que dicten las reglas. Lo que nos puede preocupar es que los fanáticos tal vez no vean la misma autoridad con guardias privados que con la policía”, dijo a este medio el máximo accionista del equipo rojo.

Lo cierto es que los dirigentes esperan el llamado de la Dimayor para tener una asamblea que deje puntos en común que no perjudiquen la seguridad del deporte.

¿Qué dicen las autoridades?

La Policía Nacional no se ha manifestado oficialmente. Sin embargo, KienyKe.com supo que han adelantado reuniones privadas con algunos equipos del fútbol colombiano como Nacional, Tigres, Santa Fe, Millonarios, entre otros, para conversar sobre este tema que genera incertidumbre en algunos dirigentes.

Según algunas fuentes, que pidieron no ser reveladas, las autoridades disponen entre 1200 y 1500 uniformados en los clásicos del balompié nacional, número significativo porque la logística que se dirige a los estadios “deja de operar en las calles, y esto incrementa la inseguridad en ciudades como Bogotá”.