Rival de David Ospina no jugaría más esta temporada por fumar

Rival de David Ospina no jugaría más esta temporada por fumar

6 de enero del 2015

El Arsenal ha multado al portero Wojciech Szczesny con 20.000 libras o 25.500 euros tras la derrota en la pasada jornada de liga frente al Southampton, según ha indicado la prensa inglesa.

El portero polaco que no tuvo un buen partido y dos errores le costaron los dos goles con los que su equipo perdió el partido por la fecha 20 de la Premier League fue sancionado luego de que autoridades del estadio lo descubriera fumando en las duchas tras la derrota.

Esta acción no cayó bien entre el camerino y menos en el técnico Arsene Wenger que es conocido por su nivel de exigencia. Después de este hecho, el DT pidió que el futbolista fuera sancionado y no convocado al siguiente partido, oportunidad clara para el portero colombiano David Ospina.

David Ospina arquero de la selección colombia

Tal  y como sucedió en el encuentro del pasado domingo, correspondiente a la tercera ronda de la Copa de Inglaterra, donde el arquero titular del equipo londinense fue el colombiano David Ospina, y tuvo como suplente al argentino Damián Martínez, mientras que Szczesny no fue convocado, la historia cambió en favor del Arsenal, que derrotó 2-0 al Hull City y se clasificó a la cuarta ronda de este torneo.

Según cuenta la prensa inglesa, es tanto el descontento del técnico Wenger con el arquero polaco, que estaría pensando en dejarlo fuera por lo que resta de la temporada y darle la oportunidad al arquero colombiano, que fue figura en el Mundial pasado, por lo que fue transferido del Nice de Francia a los ‘Gunners’.

Por ahora, el club no ha emitido ningún comunicado oficial sobre los hechos y aunque la sanción económica está en curso, lo que más preocupa al arquero Szczesny es perder la titularidad y no volver a jugar en esta temporada. Mientras esto sucede, el portero colombiano recupera la confianza, luego de recuperarse satisfactoriamente de una lesión sufrida en la rodilla y que lo tuvo alejado de las canchas tres meses.