El primer transexual que jugará fútbol americano

El primer transexual que jugará fútbol americano

16 de noviembre del 2015

Óscar es un joven de 21 años que nació mujer y que, por primera vez en España, podrá jugar con permiso oficial la liga masculina de fútbol americano. Lo hará en las filas del Zaragoza Hurricanes, un equipo que está dispuesto a ser pionero en la integración deportiva de las personas transexuales. Lea también: Los deportistas transexuales.

“Yo me considero hombre”, ha dicho a Efe este estudiante de psicología que ha conseguido que la Federación Española de Fútbol Americano, tras consultarlo con el Consejo Superior de Deportes, le haya dado permiso para jugar la próxima temporada en el equipo masculino aragonés. Lea también: La batalla de la transexual que cambió de sexo y quiere volver a ser hombre.

“Si es importante para ti, hay que luchar”, dijo Óscar al destacar la importancia de este reconocimiento que le llegó a finales de octubre y que, de haber sido negativo, lo hubiese reclamado en los tribunales ordinarios. Lea también: Rafael Novoa quiere ser el travesti más amado de internet.

Óscar comenzó este año a inyectarse hormonas. Quería jugar y hacerlo “todo legal”, por lo que comunicó la situación a sus entrenadores, a los que dijo que la única salvedad que le había puesto la Federación es que debía mantener su nombre oficial en la ficha.

De esta manera, en un deporte de fuerte contacto como el fútbol americano, podrá estar cubierto por el seguro obligatorio y enfrentarse a cualquier lesión, ya que de otra manera no sería posible.

transexual en el futbol americano

Para poder estar en forma y competir, desde septiembre entrena “como uno más” con todos los miembros del equipo. “Los compañeros me conocen. No hay diferencias”, concluye Óscar cuando se le pregunta por la aceptación que ha tenido entre los más de veinte jóvenes que componen la plantilla de Hurricanes, que este año jugará en la Tercera División, tras descender de la categoría B.

El deportista reconoce que a veces lo hacen sentir como “un bicho raro” y que se enfrenta a problemas que son “invisibles” para otras personas; pero igual espera no tener ninguno de estos problemas y poder jugar cuando comience la liga, en el mes de diciembre.

El presidente de los Zaragoza Hurricanes, Javier Villa, conoce a Oscar desde hace tiempo, ya que fue su entrenador en el equipo femenino de fútbol americano, en el que jugó la pasada temporada y que este año desapareció por falta de patrocinio.

Villa, a quien Óscar hizo saber su condición de transexual y le indicó que quería jugar la liga masculina, le dijo a Efe que le ayudarán en “todo lo posible”, sabiendo que son pioneros al “abrir las puertas” a una persona que el día que pueda cambiar su documento de identificación “será un hombre como cualquier otro”.

La Liga de fútbol americano de la categoría C comenzará el próximo 19 de diciembre, y los Hurricanes, que bajaron el año pasado de categoría, jugarán en un estadio de Zaragoza con Óscar dentro de una plantilla de cerca treinta jugadores.

“El objetivo es evitar que te peguen”, advierte Óscar, que quiere seguir estudiando y practicando un deporte durante el tiempo en el que su identidad está en el limbo, ya que la legislación no permite el cambio de nombre hasta dos años después de comenzar a inyectarse las hormonas.

Con información de EFE