El valor de las alianzas en el arte de emprender

Shutterstock

El valor de las alianzas en el arte de emprender

10 de febrero del 2019

Emprender es mucho más que 9 letras. Recuerde que a pesar de que haya arrancado su negocio, nadie le asegura el éxito si no hace nada por avanzar, por eso es importante establecer alianzas entre emprendedores. Esta podría ser una de las experiencias más gratificantes y enriquecedoras para avanzar en este camino.

Debe olvidarse de la palabra competencia y aprender que crecer en sociedad es mucho más fácil, podrá aumentar sus contactos profesionales y ganará visibilidad en su nicho.

Imagine el cansancio que podría acumular siendo el creador, promotor y ejecutor de su propio proyecto. Es probable que ya lo haya vivido y no quiera pasar por allí de nuevo, o incluso crea que ese es su destino por haber decidido ser emprendedor.

Según Marian Pineda, coach personal, un aliado es una persona o marca, que a través de su mercado y herramientas, puede ampliar su alcance actual. “Cuando esté pensando en crear alianzas, tenga presente los siguientes aspectos y hágase estas preguntas”, explica:

  • ¿Mi aliado puede o no pertenecer al sector al que pertenezco?
  • ¿Tiene presencia en un mercado al que quiero entrar?
  • ¿Es referencia en lo que hace?
  • ¿Tiene excelente reputación y los testimonios de sus clientes, son su mejor medio publicitario?
  • ¿Le gusta contribuir con nuevos proyectos?
  • ¿Es auténtico?

Asimismo, al momento de contactarle, lleve consigo:

  • El conocimiento que tiene de su marca
  • Un discurso, en el que lo invite a mirar su oferta como complemento de la suya y el método a emplear para la forma lograr más y mejores cosas.
  • La oportunidad de disfrutar alguno de sus productos 100% Off.
  • Preguntas que le permitan indagar, sobre esas cosas que quiere lograr o mejorar en su marca y le entrega tips para lograrlo.
  • Garantías, basadas en los beneficios que generará la alianza.

Por otro lado le debe preguntar:

  • ¿Qué es lo peor que puede pasar, si las cosa no sale como lo planearon?

Una vez recibida su respuesta, indague:

  • ¿Qué es lo mejor que va a pasar cuando triunfen?

Estos interrogantes le darán la oportunidad de validar el interés del posible aliado por su propuesta. Sea cual sea su respuesta, siéntase orgulloso ya que habrá puesto en marcha su propio método para ampliar su mercado. Pineda invita a tener presente su capacidad, evitar ofrecer cosas que no pueda cumplir, practicar el lema “subprometer y sobrehacer, esto le permitirá sorprender a su prospecto”, finalizó.

En alianza con Analítica.com