Fuckup Nights: donde el fracaso es una oportunidad

Fuckup Nights: donde el fracaso es una oportunidad

30 de agosto del 2016

Ir a charlas donde se hable de éxito profesional es algo que con frecuencia las personas pueden hacer. Allí escuchar experiencias enriquecedoras y llenas de triunfo es el tema central. Pero qué tal una charla donde se hable del fracaso, esa palabra que suena tan aterradora y que pocos quieren enfrentar. De esto se encarga Fuckup Nigths, un espacio mensual diseñado para que solo se cuenten este tipo de historias, precisamente para aprender del fracaso.

Lea también: 131 bachilleres alcanzaron su título gracias al Instituto de Educación Comfenalco 

Este original movimiento inició en México con un grupo de amigos que se cansó de hablar del éxito y prefirió optar por dialogar del fracaso. Rápidamente miles de personas se vincularon a la propuesta y de inmediato se expandió a los cinco continentes. La Caja de Compensación Familiar Comfenalco Antioquia encontró una manera diferente para promover la cultura del emprendimiento en la ciudad.

“Bajo la línea de emprendimiento apoyamos este movimiento mundial porque dentro de nuestra filosofía está que el fracaso hace parte de los aprendizajes de la vida. Nosotros como Caja de Compensación bajo el enfoque de educación formamos emprendedores y no ideas para que así, si la persona fracasa, pueda cambiar de idea y no desista de avanzar en su camino de emprendedor”, cuenta Jorge Abad, analista de Emprendimiento en Comfenalco.

Noticia-Comfenalco-C

Para ellos posicionar el emprendimiento y hablar de fracaso es la manera más acertada para que las personas no abandonen el camino hacia la independencia laboral. Allí se preparan personas para afrontar o evitar el fracaso, para saber qué hacer y avanzar en la ruta de innovación. En Fuckup Nigths la gente interactúa, comparte y se conoce sin ningún miedo.

Le puede interesar: En las empresas sí se lee gracias a los programas de Comfenalco Antioquia

El último jueves de cada mes en Medellín se abre espacio a esta iniciativa. KienyKe.com tuvo la oportunidad de presenciar el movimiento que se llevó a cabo en El Parque del Emprendimiento, y escuchó en un auditorio diferentes historias como la de Juan Fernando Sánchez, quien expuso su caso sin sentir miedo:“Estudio administración y me interesé en la charla porque quiero ser capaz de ver en el fracaso una oportunidad de éxito. Para mí es mejor hablar de esto porque siento que el ser humano llega al triunfo después de muchas caídas y derrotas que a uno le dan muy duro, entonces vengo  aquí a escuchar fracasados, como lo hemos sido todos alguna vez en la vida y así  aprender de sus historias que luego se transformaron en éxito”.

Al igual que Juan, Raúl Cifuentes, un diseñador gráfico, también asiste para conocer las fallas de otros, y poderlas transformar en oportunidades. “Me parece muy importante porque uno aprende más fácil de sus errores que de sus victorias, uno se graba más las cosas malas que las buenas, entonces aquí es un espacio para aprender a transformar”.
Contar eso malo que pasó es la esencia de Fuckup o como lo llama Sergio Quiroz “la noche de los fracasados”. Para este estudiante de ingeniería esta es una buena alternativa para conseguir la gloria, “me enteré de esta charla por Comfenalco.  Vengo con muchas expectativas y ganas de aprender para lograr minimizar el fracaso en lo laboral, que es en donde pienso afecta más a las personas”.
“Todo lo que valga la pena en la vida implicará un esfuerzo”, con esta frase comienza la ponencia de Raúl Eduardo y Danny Guarín, la primera historia de la noche. Ellos tuvieron  que pasar por varios situaciones difíciles para lograr tener hoy a Triada Solutions, una empresa especializada en servicios profesionales de consultoría en dirección de proyectos.

“Somos un ingeniero de sistemas y un ingeniero industrial de la Universidad de Antioquia, hace 6 años creamos la empresa, esta nació cuando apenas éramos estudiantes. Nuestros principales errores se reflejaron en malas ventas, nos veían inexpertos y querían todo más barato. Caíamos en ese chantaje y por cosas como esa casi perdemos la empresa, experimentamos un fuerte fracaso económico, luego falta de clientes, mejor dicho, todo lo malo se juntó. Por eso el consejo para los que apenas van a empezar es que uno no cobra por lo que hace sino por lo que uno sabe, pues para eso es que nos matamos estudiando tanto tiempo”, dice Raúl y Eduardo afirma su versión.
Como la de ellos, Fuckup Nigths acoge muchas historias que dejan salir el miedo y poder decir, “lo intente, fracasé. No importa, lo intentaré de nuevo”. Y finalmente poder decir: lo logré”.