Repartidores en sindicato crean su propia App

Repartidores en sindicato crean su propia App

15 de marzo del 2019

Una aplicación fue la solución que encontraron los repartidores de Córdoba, Argentina, que van en moto o bicicleta, para mejorar sus condiciones laborales. Son miles las personas que trabajan en plataformas como Rappi, Pedidos Ya, Uber Eats o Rapiboy y se ven afectados debido a que no hay legislación vigente que los regule.

Se trata de Tuenco, la plataforma tiene beneficios mejorados para los trabajadores. Al parecer, y como lo dice el sindicato, las nuevas empresas no proporcionan las suficientes compensaciones a los contratistas que prestan su servicio. El año pasado crearon un sindicato como un medio para movilizarse.

El Sindicato de Motociclistas, Mensajeros y Cadetes de la Provincia de Córdoba informó que la aplicación incluirá prestaciones de seguro social, vacaciones, un mejor seguro en caso de accidentes graves, un marco regulatorio, una sede, entre otros beneficios.

Antes de empezar deben tener a por lo menos 150 participantes. Diego Sánchez, secretario general del gremio explicó: “La metodología será así, la cooperativa sale a buscar clientes, los compañeros se asocian, porque todos van a ser socios. Se ofrecerá un seguro de vida, seguro para la moto y demás beneficios que el gremio ofrecerá”.

Tuenco (Tu Envío Controlado) sabrá en dónde está el repartidor, en cuántos minutos llega y la hoja de ruta de cada uno. Se podrán hacer los mismos envíos que normalmente realizaban en las otras plataformas.

“La mayoría no tiene ningún tipo de cobertura, seguro o vacaciones, y no tienen a nadie a quien reportar problemas”, explicó el portavoz.

Para participar se debe tener entre 18 y 45 años de edad, ser propietario de un vehículo que esté en buenas condiciones y tener los documentos legales.

Otro de los objetivos es disminuir la precarización ya que es alta en el gremio. “Hay compañeros en la calle con sus vehículos en malas condiciones, en muchos casos sin su carné (pase). Tenemos la expectativa de llegar a fin de año con 2.000 compañeros”.