pero que de ser aprobado en el Congreso de la República podría cambiar los hábitos de los colombianos de ver televisión los fines de semana.