Álvaro Vanegas: entre hombres lobo, zombies y terror

21 de abril del 2019

Estará en la Feria del Libro de Bogotá.

Álvaro Vanegas: entre hombres lobo, zombies y terror

foto:@camiloforeroph- @alvaroescribe

Empieza a oscurecer en las frías calles de la ciudad. El caos que hace un par de horas invadía a los transeúntes se convierte en silencio. A lo lejos algunos ruidos de vehículos entran tímidamente en el ambiente, pero minutos después pierden su fuerza y la quietud vuelve a tomarse la noche. El frío es intenso y la atmósfera cada vez más sombría.

Anochece completamente y en una casa de la ciudad de Bogotá el reloj marca las 9:00 pm. La oscuridad sigue haciendo de la suyas ocupando las habitaciones. Sin embargo, en un pequeño cuarto, una luz tenue pelea para mantenerse; proviene de un televisor viejo que parpadea con cada imagen que transmite, y atentos un grupo de niños observan por primera vez una película de terror. La cinta es ‘Retribution: alma asesina’ de 1987 en la que dos sujetos regresan de la muerte y comienzan a suceder hechos extraños.

@calixtaeditores

“Tenía nueve años y el esposo de una tía nos pone una película de terror y nos dejó solos. La vimos y a mí me jodió la cabeza, pero de algún modo me quedó gustando”, recordó con desparpajo el escritor Álvaro Vanegas, considerado un pionero de la literatura de terror en Colombia, sobre su primer acercamiento al género.

“Yo no sé por qué lo decidí. No lo busqué, la vida te pone en cierto camino. A mi encanta las sensaciones que me genera el terror”, dijo el autor a Kienyke.com

Conocer la literatura y arriesgarlo todo para escribir

Años más tarde sería la novela ‘Misery’ del padre del horror Stephen King que lo impulsaría a dedicarse al oficio de escribir terror. En ese instante la semilla empezó a crecer.

Nunca se imaginó que la historia de una obsesiva mujer que secuestra a un escritor con el fin de retomar las aventuras de su personaje favorito, generaría en él una conexión especial que se vería materializada tiempo después.

Sin embargo, el interés por las letras se lo debe a su madre, fue ella quien desde una edad temprana le dio a conocer diferentes colecciones infantiles que hoy son reliquias familiares, como una antología de ciencia ficción, herencia de su padre.

Durante la conversación se le vino a la mente libros como ‘La biblioteca fantástica’ que incluían cortos relatos de los hermanos Grimm. Además de textos como ‘Las tres hidras’, ‘La ratoncita gris’, ‘El libro secreto de los gnomos’ y ‘El dragón negro’, títulos que guarda con gran aprecio.

Su salto al mundo de las letras llegaría años después cuando se entregó a ella como en un acto de fe. “Pasaron ocho años para que yo en mi cabeza dejara todo para escribir. Hasta que finalmente digo: -todo se va para el carajo”, manifestó Vanegas. Por eso en 2009 decidió escribir con la intención de ser leído, esa primera apuesta la llamó ‘Villa niebla’ un cuento de hombres lobo ambientado en la costa caribe colombiana.

Luego, en 2012 llegaría la novela negra ‘Mal paga el Diablo’, un relato sobre una ludópata que al perderlo todo firma un contrato con un hombre que dice ser el diablo. La emoción estaba latente, era su primera apuesta grande con un texto de mayor extensión. Sin embargo, al tocar puertas ninguna editorial aceptaba el manuscrito.

La oportunidad llegaría después de la mano de una editorial independiente que arriesgó por su particular pluma. Aunque reconoce sin duda que el mayor respaldo y agradecimiento se lo debe a su pareja sentimental de ese momento, una mujer que apostó por él incondicionalmente y le dijo una frase que le cambiaría la vida para siempre: “dale fresco yo lo solvento todo. Sé que tú lo vas a lograr”.

“A ella le debo ‘Mal paga el diablo’ y por ende, todo lo demás”, expresó. El libro tuvo tan buena recepción que desde ahí su carrera fue consolidándose y lo llevó a convertirse en uno de las figuras más importantes de la literatura de terror en Colombia.

“No se preocupe, el infierno no existe, el demonio ni siquiera sabe quién es en realidad y la muerte es sólo una nueva oportunidad de empezar”, fragmento de ‘Mal paga el diablo’.

Más tarde sería autor de cuatro novelas: ‘No todo lo que brilla es sangre’, ‘Virus’, ‘Virginia’ y la más reciente, ‘Violeta’. Además de dos antologías de cuento: ‘Despertares Atroces 1 y 2’, ’13 relatos infernales ‘y ‘Te amaría pero ya estoy muerta’. Creador de múltiples obras de teatro, guiones y cortometrajes. En 2018 escribió la serie web ‘Seis’ y dirigió el cortometraje ‘Fantasma’. Actualmente trabaja en ‘Verónica’, su sexta novela.

La necesidad de contar historias

Sin embargo, Álvaro se define como un amante del cine, un apasionado por el séptimo arte. Recordó con un cariño especial la cinta ‘El club de la pelea’ de David Fincher, gracias a ella comenzó a ver la cinematografía en detalle, con ojo clínico y se motivó a plasmar sus ideas esta vez, a través de una cámara y usando un nuevo lenguaje.

Precisamente, esa necesidad de contar historias y compartir con el mundo sus creaciones lo llevó a explorar otras facetas, nuevas rutas donde la vida de manera casi mística lo fue llevando. Literato, guionista, dramaturgo, crítico de cine y recientemente, integra ‘ El Cartel Paranormal’ de la emisora La Mega de RCN Radio. Aunque definitivamente admite que su corazón está con la literatura.

“Yo le debo a la literatura donde estoy. La literatura al ser tan visceral es una delicia. Si tuviera que escoger una y abandonar todo lo demás, me quedaría con ella”, aseveró a este medio.

Por ahora, se prepara para su participación en la nueva edición de la Feria del Libro de Bogotá, donde realizará el lanzamiento de su más reciente obra literaria llamada ‘Violeta’. El libro será presentado el próximo 26 de abril por su compañero de mesa, el periodista y locutor, Daniel Trespalacios. Un evento que espera con bastante emoción. Además de una recopilación de cuentos de terror que incluye a las figuras más legendarias del género como H.P. Lovecraft o Guy de Maupassant.

‘Violeta’ es una historia de hombres lobo en la que la protagonista, su esposo y cuatro amigos se van para una cabaña en La Calera y comienzan a ocurrir hechos extraños. Allí Vanegas se incluye como personaje, un testigo pasivo que recibe correspondencia de una periodista.

“Gracias a la escritura empecé a creer en mí mismo, con ella encontré algo para lo que soy bueno. Sé mover emociones, sé llegarle a la gente, por eso me consideró un buen escritor. La literatura me hace la persona que soy ahora”, puntualizó.

Entre los proyectos en los que se encuentra trabajando está la realización de un primer filme escrito por él y que espera muy pronto ver la luz como las demás cintas que imagina en su cabeza. “Quiero que la gente esté esperando octubre para ver la película que sale de Virus, mi productora. Más adelante, poder sacar dos cintas de terror al año y luego hacer un remake”, dijo.

Pero los deseos de Álvaro Vanegas son cada vez más grandes, sueña trabajar con el director estadounidense Quentin Tarantino y que Stephen King, su mayor inspiración, lea alguno de sus libros.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO