El británico que dejó su país para contar la historia del ciclismo colombiano

El británico que dejó su país para contar la historia del ciclismo colombiano

2 de julio del 2016

Desde este sábado Nairo Quintana intentará ganar la competencia ciclística más importante del mundo. El pedalista boyacense busca hacer realidad el sueño de decenas de corredores colombianos que conquistaron las montañas europeas.

Nombres como el de Ramón Hoyos, Cochise Rodríguez, Rafael Antonio Niño y Lucho Herrera escribieron la historia de un deporte que hasta nuestros días sigue regalándole victorias a Colombia. Fueron ellos precisamente los que enamoraron al periodista e historiador inglés, Matt Rendell.

“En los años 90, yo trabajaba como traductor para uno de los canales británicos en el Tour de Francia. José J. “El Chepe” González había ganado una etapa en Valence, en Francia y además de hablar con expresiones espirituales, se refirió a los ‘pisos térmicos’. Algo completamente desconocido para mí, nadie sabía qué eran. Fue ahí donde empezó mi interés por Colombia” cuenta Rendell.

Lea también:  Nairo Quintana se crece entre los grandes

Pero fueron las notas de ‘Colombia tierra querida’ las que terminaron por envolverlo e impulsarlo a hacer un viaje que jamás había estado en sus planes. “Para hacer la traducción de lo que decía “El Chepe” González tuve que contactar una radio en París que era de colombianos. Terminaron regalándome un disco de Yuri Buenaventura y el himno nacional. Me encantaron tanto los primeros contactos con la gente colombiana, tan amable, tan generosa, con tanto calor humano y cariño, que yo dije: ¡Me voy pa’ Colombia!”

El sentimiento que tuvo Rendell al pisar nuestro país lo describe como “un encanto tan especial, que solo lo he vivido una sola vez en la vida”. Llegó a Bogotá, se encontró con periodistas que lo pusieron en contacto con ciclistas emblemáticos. La historia de Martín Emilio Cochise Rodríguez y la travesía de Efraín Forero Triviño, conocido como ‘Zipa Indomable’, fueron la inspiración para la producción de la película ‘Los reyes de las montañas’ a finales del 99.

La narración de la historia de Colombia vista a través del prisma del deporte sirvió para que años después, la producción audiovisual de Matt Rendell llamara la atención de una casa editorial que decidió lanzar el libro ‘The kings of the mountains’ y se hizo merecedor del premio al mejor escritor novato otorgado el National Sporting Club.

Matt Rendell-02

El ciclismo de antes y el ciclismo de ahora.

Al momento de lanzar su libro, en el 2003, el periodista inglés pensó en romper la imagen que había en Gran Bretaña sobre Colombia. Solo se conocían noticias sobre asesinos y narcotráfico, pero por otro lado, el ciclismo escribía a pulso una historia diferente para el país.

La Vuelta a Colombia le mostró a Rendell la fuerte relación que existe entre el ciclismo y la religión. “La mayor parte de estos deportistas son muy devotos a la virgen. El entrenamiento es una forma de peregrinaje y las carreras son escenarios donde aún queda espacio para los milagros” destaca el historiador.

En sus 18 años de relación con el ciclismo colombiano, Matt Rendell ha logrado identificar la evolución de esta disciplina que en los años 50’s se convirtió en una forma de ‘reconocer’ nuestro país. “Las primeras vueltas de Colombia eran como los primeros Tour de Francia, era más importante sobrevivir que ir rápido por las vías malas. También era reconocer la falta del Estado en diferentes zonas. Y hacia los años 60’s – 70’s era un ciclismo de afirmación nacional y regional” explica.

Lea también: Nairo Quintana lidera el Movistar para el Tour de Francia

La historia de ‘Los reyes de la montaña’ resalta la ambición de los colombianos en los años 80’s y el deseo de proyectarse en el mundo exterior, a pesar de los problemas del narcotráfico y la época violenta que vivía la región.

“Como esa ambición sigue hasta el día de hoy, también estará marcado por el proceso de paz, la reconciliación de cosas muy opuestas, la democracia y el desarrollo nacional con la rebeldía y el paramilitarismo” augura Rendell, quien además considera que “el ciclismo es un prisma, una forma de comprender la realidad nacional. Ahora está protagonizado por figuras como Nairo Quintana que también le regalan esperanza al país”.