Cancillería: “Nos preocupa la situación de Venezuela”

Foto: Cancillería/ posible reunión entre cancilleres de Venezuela y Colombia

Cancillería: “Nos preocupa la situación de Venezuela”

30 de marzo del 2017

La Cancillería de Colombia mostró su seria preocupación por lo sucedido en medio de la crisis política de Venezuela. Instó al vecino país a respetar la separación de poderes, y a programar con prontitud las elecciones pendientes de 2018.

El Tribunal Supremo de Justicia del vecino país decretó que la Asamblea Nacional se encuentra en desacato, y como tal, asumió funciones legislativas. Para el Ministerio de Relaciones Exteriores, se registra “con profunda preocupación la decisión adoptada (…) que asuma las responsabilidades de la Asamblea Nacional, las restricciones de la inmunidad parlamentaria de los diputados elegidos por el pueblo venezolano y el desconocimiento del Estado de Derecho”.

“El Gobierno de Colombia reitera su convicción de que la separación de poderes y el apego irrestricto a las normas constitucionales son fundamentos imprescindibles para la plena vigencia de la democracia representativa, la convivencia pacífica de la población y el Estado de Derecho”, dice un comunicado de la Cancillería.

“El Gobierno de Colombia seguirá reafirmando que corresponde al pueblo hermano de Venezuela, en el marco definido por su Constitución Nacional, encontrar soluciones a las graves dificultades que lo afectan, e insistiendo en la necesidad de un diálogo entre venezolanos en los temas esenciales para la estabilidad política y social del país como es el cronograma electoral”, advirtió.

Cabe anotar que el líder opositor Henrique Capriles, de visita en Bogotá, lanzó una advertencia a los gobiernos regionales. Acusó a los países vecinos de ser muy blandos y permisivos con el “golpe de estado” del gobierno de Nicolás Maduro.

Así mismo, sectores políticos como el Centro Democrático y el Partido Conservador tomaron una línea más dura que la de la Cancillería. Ambos partidos invocaron la Carta Democrática de la OEA, y pidieron un aislamiento diplomático del gobierno venezolano por el “golpe de estado”.