Cronología de la condena de un asesino

Cronología de la condena de un asesino

29 de marzo del 2017

La felicidad incompleta de los Samboní Muñoz: el nacimiento de su hijo y la condena contra el asesino de su hija

Mientras Juvencio y Nelly escuchan los primeros lloriqueos de Julián Andrés,  su hijo cinco días de nacido, el juez 35 con funciones de conocimiento emitirá la sentencia en contra de Rafael Uribe Noguera, el responsable del secuestro, abuso y homicidio de Yuliana Andrea, la hija de siete años que este hombre les arrebató en la mañana del domingo 4 de diciembre de 2016.

Se trata de una mezcla de emociones para la familia. Si bien el pequeño llega para dar alegría al hogar, su hermana mayor no está presente para conocerlo. Precisamente cuando la madre tenía cinco meses de gestación, ocurrió la tragedia que enlutó al país y que hizo que la mujer sufriera varias decaídas. Debido a esto, el menor nació con algunos inconvenientes respiratorios que lo hicieron permanecer algunos días en el Hospital de Popayán. Se espera que en las próximas horas sea dado de alta.

asesino rafael uribe noguera linea del tiempo

“Es una alegría para mí y para mi familia, pero no es una alegría completa con la ausencia de mi hija”, confiesa Juvencio, el padre que exige a la justicia 60 años de cárcel, -la pena más en alta en Colombia- para el confeso asesino.

De ser así, Rafael Uribe Noguera pasaría el resto de su vida tras las rejas. Quizás bajo las estrictas medidas especiales que tiene en la cárcel Picota de Bogotá, donde le graban los alimentos y está aislado en una celda de 3 x 2 metros. Cabe recordar que por ser la víctima menor de edad, el juez no le podría dar ningún beneficio judicial al arquitecto.

Los movimientos del caso Uribe Noguera

En el desarrollo de la investigación, la Fiscalía determinó que el asesino llegó al barrio Bosque Calderón y raptó a la menor. No era la primera vez que lo intentaba, en otras oportunidades le habría ofrecido dinero a cambio de que se fuera con él.

Tras la denuncia de los padres, el Gaula asume la investigación y de inmediato identifica la camioneta que se desplazó por ese sector periférico en repetidas ocasiones. Es ahí cuando se va armando el rompecabezas. Rafael tenía el vehículo y no su cuñada Laura Arboleda, que figuraba como propietaria.

En el transcurso del día, Francisco Uribe Noguera habla con las autoridades pero desaparece de su radar por varias horas. Entrada la noche, les dice que ocurrió una tragedia.

En ese sentido, él y su hermana Catalina también están en la mira de la justicia. La Fiscalía manifestó que intentaron desviar las pesquisas por no atender los llamados cuando buscaban al que entonces era considerado un presunto secuestrador. Al parecer, los hermanos borraron varias conversaciones de sus celulares que ocurrieron minutos después del crimen y que eran claves para aclarar los hechos. Los llamaron a juicio por los delitos de favorecimiento de homicidio, y ocultamiento de material probatorio.

Rafael Uribe Noguera

Rafael Uribe Noguera

Uribe Noguera aceptó el pasado 11 de enero los delitos de feminicidio, acceso carnal violento y secuestro agravado. En esa audiencia, también pidió perdón a Dios, a su familia y a la de su víctima.

Los investigadores lograron recaudar cerca de 100 pruebas para concluir que el arquitecto fue el asesino de la pequeña. Entre estas, los videos captados por las cámaras de seguridad y los elementos que se encontraron el apartamento 603 del edificio Equus 66. Para el ente investigador, ese 4 de diciembre el autor del crimen estaba en pleno uso de sus facultades mentales, es decir totalmente consciente de lo que hacía.

En medio de la expectativa y la tristeza que embarga a los Samboní Muñoz se conoció que la lectura de la sentencia se hará hacia las 8:00 am de este miércoles en los Juzgados de Paloquemao. Según ha trascendido, el confeso asesino no asistirá a los despachos.


*Montaje de la infografía: Jhon Sastoque