Desaparecido en Neiva niño sobreviviente de Mocoa

Desaparecido en Neiva niño sobreviviente de Mocoa

4 de abril del 2017

Santiago Rueda vive un doble drama. Aunque no sintió en carne propia la furia de la avalancha que se registró casi a la medianoche del pasado viernes 31 de marzo en Mocoa, porque estaba trabajando en otra ciudad, tuvo que viajar inmediatamente a la capital del Putumayo para sepultar a su esposa Deisy y buscar a sus hijos William y Juan David, de tres y siete años.

El panorama con el que se encontró fue desolador. El barrio San Miguel, donde vivía su familia, estaba bajo ruinas, barro y troncos de árboles. En medio de la angustia y el dolor de estos días, dice que la mujer fue quien dio la vida por los pequeños. “Ella murió por salvar los niños”, confirma.

Sin pistas de Juan David

Aunque la avalancha se llevó a su esposa, Santiago tiene claro que debe levantar la cabeza y continuar. Horas después de la emergencia emprendió la incansable búsqueda de los niños. Sintió alivió cuando encontró a uno en el Hospital José María Hernández. Sin embargo, el desespero lo embargó en cuestión de segundos. Ahí mismo reportaban que Juan David, de siete años, había sido trasladado a Neiva, Huila.  

“Aparece identificado como si hubiera sido llevado a Neiva”, dijo Santiago a Kienyke.com.

Confiado en encontrarlo pronto, el padre se comunicó con su hermana, quien vive en la capital del Huila, pero no obtuvo resultados. Hasta el momento el niño no aparece ni en los hospitales ni en las morgues de Neiva o Mocoa.

“Estuve en la Policía, en la morgue, en todo lado en Mocoa y no aparece. En Neiva está mi hermana colaborándome”, puntualiza.

Niños, en la catástrofe en Mocoa

Desastre Mocoa Putumayo

Juan David es solo uno de los tantos menores desaparecidos, heridos o que han perdido a sus padres tras la avalancha.

Ellos se han convertido en otra triste cara de la tragedia. Si bien muchos se han logrado encontrar con sus familiares, hay algunos problemas para identificarlos. Así lo considera Santiago, quien dice que “no cree en las listas” porque a su otro hijo le habían cambiado el nombre en el hospital.

Aunque según el último reporte de las autoridades 43 niños murieron, el número de desaparecidos no se ha determinado.

Pese a que continúa el misterio, Santiago no pierde la fe. La esperanza la mantiene después de la llamada de un desconocido, quien le advirtió que había visto a un niño muy parecido al suyo en uno de los videos que han captado los medios de comunicación en Mocoa.

Después de cuatro días de la tragedia, la Fiscalía General informó que 40 menores de edad que sobrevivieron buscan a familiares en todo el país. El nombre de Juan David no figura allí.

El domingo anterior el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) confirmó que ha atendido más de 135 niños, mientras que el presidente Juan Manuel Santos sostuvo que de 10 que estaban el sábado sin sus padres, siete ya habían sido entregados. Además precisó que “los otros tres tienen a sus papás hospitalizados”.

Según lo confirmó el secretario de Salud de Neiva, Faiver Segura, en los centros asistenciales de Neiva son atendidos 11 niños que fueron trasladados por la Fuerza Aérea desde el centro de la tragedia.