El hombre detrás de ‘La vendedora de rosas’

14 de febrero del 2015

Édgar Domínguez fue el escritor que le ayudó a Leidy Tabares a hacer catarsis.

Leidy Tabares

Édgar Domínguez conoció a Leidy Tabares –como todos los colombianos– en la famosa película ‘La vendedora de rosas’ durante su estreno en el año 1998. Sin embargo, tres años después del éxito de la película y la escena memorable de Lady en la alfombra roja del Festival de Cine de Cannes, se enteró que la niña –despeinada y de ojos expresivos– había regresado a las calles de Medellín a vender rosas.

Lea también: Detrás de cámaras de “La vendedora de rosas” (Video)

El hecho sorprendió a Domínguez, fotoperiodista de profesión, y despertó su curiosidad. Imaginaba que la vida de Leidy era diferente. Fue por esta razón que decidió buscarla y preguntarle qué había sucedido. De allí nació un reportaje para el periódico El Tiempo, la idea de escribir un libro titulado ‘Leidy Tabares, la niña que vendía rosas’, y una gran amistad.

Libro Leidy Tabares

“Me encontré con un ser fascinante y con una historia única, pero además con una persona totalmente singular. Una niña con muchísimo amor para dar y a quien le ha tocado vivir toda la violencia y el despojo de las calles. Ella tiene unos valores muy profundos y arraigados. Leidy es una niña que nació en una situación de pobreza extrema y que vivió sus primeros años en un inquilinato en el centro de la ciudad. A los 4 años se perdió de su casa y terminó en un orfanato de monjas durante tres o cuatro años. Durante ese tiempo, se le inculcaron unos valores morales que determinaron su personalidad. Es así como me encuentro a un ser muy particular con una historia digna de contar”, asegura el autor.

La primera edición del libro ‘Leidy Tabares, la niña que vendía rosas’ se lanzó en el año 2001. Hoy, catorce años después, se da a conocer la segunda edición que inspiró una novela que pronto se verá en la televisión. La publicación es del Círculo de Lectores y tiene un precio de 42 mil pesos.

El autor aseguró a KienyKe.com que a través de su obra la gente conocerá a la verdadera Leidy porque “entre los colombianos hay muchas creencias y mitos sobre su vida”.

En esta nueva versión narra las experiencias de Leidy en la cárcel y el retorno a su hogar con sus dos hijos. La historia también refleja la carrera de Leidy y una pregunta que ella se hace con frecuencia y enmarca el ritmo frenético de su vida: “¿Será muerte vivir tanto?”.

Lea también: De la comuna a protagonista de novela

La vendedora de rosas

“El libro muestra la manera como ahora la vida parece darle una oportunidad y ella tiene la dicha de regresar a su casa con sus hijos. Ya tiene 32 años y no es la niña de la vendedora de rosas. Es una mujer formada en todas esas vicisitudes. La cárcel le permitió ser más reflexiva y valorar muchas cosas de su vida”, comenta Domínguez.

Para el autor, Leidy es “ejemplo de templanza, de no perder nunca la esperanza. De estar siempre pensando en que el día de mañana será mejor. Es una persona que nunca voy a olvidar, que marcó mi vida”.

Ganase la confianza de Lady

No fue difícil que Leidy le contara su vida. Según Domínguez, cuando ella tiene empatía con alguien de inmediato lo convierte en una amistad sincera. “Es una persona muy abierta pero la vida le ha enseñado a ser prevenida”.

Leidy Tabares

Se generó una empatía y ocurrió algo que marca la historia del libro. En un momento le digo que quiero es escribir un libro sobre su historia. Ella me dice: ‘me lo han propuesto muchas veces y siempre he dicho que no’. Sin embargo, un minuto después me dijo: yo con vos sí lo quiero hacer. A mí me alegró, me sorprendió y generó algo de temor. Le insistí que si estaba segura y me contestó con una contundencia: ‘yo te doy mi palabra y mi palabra vale. Si de doy mi palabra de que lo vamos hacer, lo vamos hacer’”.

Escribir el libro recorriendo Medellín

El trabajo de investigación y reportería tardó dos años. Ambos eligieron las noches para conversar y recorrer los lugares que marcaron la vida de Lady en Medellín.

“El libro no tiene ficción, es un ejercicio periodístico. Todos los momentos se verificaron o por testimonio de otras personas, recortes de periódicos o situaciones que vivieron juntos. Por ejemplo, regresamos al inquilinato donde ella vivió, a barrio triste y las cuevas, donde están las personas con problemas de drogadicción. Ella hizo una catarsis de su vida y pudo contarme detalles que además dejan ver una vida fascinante, muchísimo más que la misma puesta en escena de la película.”

Edgar Dominguez

 Édgar Domínguez investigó durante dos años la vida de Leidy Tabares.

La vida de Lady Tabares a la televisión

“Es importante llevar a la televisión la vida de Leidy Tabares porque los colombianos vivimos la historia de la vendedora de rosas como un hito. Es decir, cuando hablamos de ‘La vendedora de rosas’ siempre se nos vienen a la mente unas frases, ademanes y una jerga muy determinada. Pero lo que hace la serie es desligar a Leidy de todo ese cliché de la película y mostrarle a la audiencia su verdadera humanidad”.

[youtube width=”549″ height=”366″]https://www.youtube.com/watch?v=AA0Da6ykUGs#t=25[/youtube]

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO