El miércoles santo, un buen día para pecar

23 de marzo del 2016

Moteles, damas de compañía y sex shops, los más pedidos.

El miércoles santo, un buen día para pecar

Mientras miles de devotos durante esta Semana Santa practican prohibiciones, arrepentimientos, se abstienen de tener sexo y no comen carne, otros aprovechan el tiempo libre para satisfacer uno que otro capricho o “necesidad” urgente.

Lea también: ¿Cuánto invierte el motel más famoso de Bogotá en condones y trago?

Las personas acuden a los moteles a pesar de ser una fecha “santa”. Allí no son juzgados por sus actos “herejes”.

mujeres de compania

Los moteles ubicados en el Restrepo, Primera de Mayo y Álamos Norte, expresan el respeto a la Semana Santa, no prestando el servicio el día viernes santo, ya que, como lo afirman algunos dueños “es la conmemoración de la muerte de Jesús”.

El miércoles es el día con el máximo nivel de clientela, “es el último día en que las personas deciden pecar”, aseguró la administradora del motel Laureles. Agregó que  los días miércoles no son tan concurridos en tiempos normales, y son los viernes y los días de quincena los más apetecidos.

“Las pirámides de cristal”, motel de la localidad de Chapinero, es uno de los lugares que sí presta servicio el viernes santo. La persona encargada de atender el teléfono afirmó que “este día asisten aproximadamente 40 parejas”, las cuales se dividen en 10 en la tarde y 30 en la noche, aproximadamente. “La noche es más solicitada pues hay menos posibilidades de ser vistos pecando”, aseguró un cliente de estos lugares. 

En el caso de “La Perla”, que sí abre el día viernes,  asiste un promedio de 20 personas en todo el día y sus precios varía según el tipo de habitación, “aunque por ser viernes, aumenta $10.000 sobre su valor”, afirmó la recepcionista.

Normalmente el precio de las habitaciones sube los fines de semana, pero en esta fecha los sitios aprovechan y aumentan el valor con el fin de “recuperar unos pesos que en otras fechas no lograron recoger”.

Moteles reconocidos como Amarte no prestan servicio el viernes santo por respeto a la religión. Otros administradores agregan que cierran tanto jueves como viernes Santo, no necesariamente por principios religiosos, sino por ser días malos. “No va casi nadie. Los usuarios disminuyen en casi un 50 por ciento”. 

¿Qué dicen las damas de compañía?

Las mujeres que prestan servicios sexuales a domicilio, “damas de compañía”, afirman que prefieren compartir con su familia y no contestar el teléfono durante esos días, como es el caso de “Sofía” quien asegura: “Para qué trabajar en esta fecha si se tiene todo el año para hacerlo”.

Accesorios de sexo

Pero este caso es particular, muchas dejan los prejuicios y de manera independiente trabajan. “Cada una tiene sus clientes y cuadran con ellos pero no por medio de la agencia”, resaltó la encargada de reservar las citas de Eróticas Bogotá.

En Prepagos.net aseguraron atender el viernes santo, “es como si usted llamara a una panadería, siempre hay servicio”, aseguró la recepcionista. Las mujeres que prestan el servicio de acompañantes aumentan sus precios para los días santos ya que aseguran que son muy solicitadas, principalmente por personas solas que están en día de descanso.

En lo que respecta a los sex shops son muy pocos los que deciden abrir los días santos, la mayoría afirma que por respeto o porque la venta es muy baja.

Encargados de varios de estos sitios sostienen que de lunes a miércoles la venta se dispara. “Así como la gente come todos los días, tira todos los días”, afirmó uno de los vendedores del sex shop Variedad de Cartas.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO