El revolcón de la Registraduría

El revolcón de la Registraduría

24 de Agosto del 2011

Decenas de seguidores de los aspirantes a la alcaldía de Cali Rodrigo Guerrero y Susana Correa se reunieron para hacer defender sus firmas y exigirle a la registrador Nacional, Carlos Ariel Sánchez, el reconteo de la totalidad de los sufragios recogidos para su inscripción a la alcaldía de Cali. Este plantón sirvió para insistir en las denuncias sobre posibles sobornos a los candidatos a la alcaldía para solucionar el tema de las firmas dentro de la Registraduría.

El registrador, quien se encontraba en un foro junto al Presidente del Consejo  Nacional Electoral, José Ignacio Vives, anunció un revolcón en la institución a su cargo: Hollman Ibánez, el responsable del lío con las firmas de los candidatos de Cali, no seguirá como director del Censo Electoral y 30 funcionarios, 19 de ellos registradores de  municipios del Valle del Cauca fueron trasladados a otras ciudades del país. Las suspicacias sobre Ibáñez crecieron cuando se conoció públicamente su relación sentimental con la Secretaria de Gobierno de Cali, Eliana Salamanca, quien es cuota política del senador Juan Carlos Martínez en el gabinete de la ciudad. Se habla incluso de la coincidencia de un viaje del Director del Censo Electoral con la visita del exsenador Martínez a Cali después de un polémico permiso que le dio un juez de ejecución de penas de Barranquilla.

Decenas de caleños salieron a protestar y a defender sus firmas.

La Registraduría tiene listos 120 funcionarios para la revisión una por una de las firmas recogidas por los dos candidatos, y son tantos los ojos puestos en el proceso, que el propio Sánchez pidió acompañamiento de la Procuraduría. Se estima que la revisión de las firmas tardará 10 días hábiles. Los caleños seguirán haciéndose sentir hasta que se resuelva este tema.