Juliana Salazar: una voz fuerte en la radio colombiana

12 de octubre del 2019

Conozca de la periodista deportiva que ha encantado al público detrás del micrófono

Juliana Salazar: una voz fuerte en la radio colombiana

Foto: Andrés Lozano

La radio siempre ha estado presente en la vida y en el corazón de los colombianos al ser una fiel compañía en las labores diarias, informando, enseñando y entreteniendo; siendo testigo directo de algunos de los momentos más importantes de Colombia a través de su historia.

Los deportes han dejado huella en el camino de la radio colombiana, grandes y gloriosos momentos se han transmitido por medio de esa ‘caja mágica’ y sus micrófonos, haciendo vibrar de emoción y alegría a todos sus oyentes que siguen cada instante de las grandes gestas deportivas.

Muchas voces narraron esas victorias, analizaron hazañas y criticaron algunas actuaciones, lo que permitió generar una conexión especial entre oyente y deporte que fortaleció tal relación.

Juliana Salazar, es una de las voces actuales de la radio. Ella es una periodista que con talento, conocimiento y capacidad se ha ganado un lugar en el universo de la comunicación deportiva en el país.

Escuche la historia de vida de Juliana Salazar:

Salazar es periodista deportiva de Caracol Radio, integrante del servicio informativo. Hace parte de las transmisiones de eventos deportivos y pertenece a la nómina del programa ‘El Alargue’, uno de los más escuchados en la franja nocturna de la radio en Colombia.

Es de Manizales y nació en el seno de un hogar conformado por sus padres Luis Eduardo y Silvia, además de sus hermanas Ana Milena y Lina María; una familia de la que aprendió sus valores, enseñanzas y experiencias que forjaron su camino tanto personal como profesional.

Foto: Archivo particular

Cuenta que su acercamiento a los deportes se lo debe a su padre, cuando él llevaba a la pequeña Juliana y a sus hermanas a los partidos interempresariales que disputaba en las canchas de fútbol aficionado en la capital de Caldas. Apenas siendo muy niña ya sentía una profunda curiosidad por el fútbol, al punto que prefería estar atenta a los detalles del partido que ir a jugar o a comer helado con sus hermanas.

“Mi papá me hizo enamorar del fútbol”, comentó a KienyKe.com.

Su pasión por los deportes y especialmente por el balompié iba creciendo, los domingos desde muy temprano su papá la despertaba a ver los partidos del ‘Tino’ Asprilla con el Parma de Italia y asistían al Estadio Fernando Londoño Londoño, hoy Estadio Palogrande, a ver en ese entonces al que se llamaba Cristal Caldas, arraigando de una manera muy profunda ese amor por el equipo de la ciudad y tatuando ‘El blanco blanco’ para siempre en su corazón.

En el colegio, Juliana siempre fue la representante estudiantil, consejera, la que le gustaba hablar en público, leía discursos, participaba en concursos de oratoria y develaba su gusto por la literatura. Sin duda esos fueron factores determinantes que le permitieron descubrir la conexión entre deporte y periodismo, despejando su mente y enfilando su vocación y proyecto de vida hacia las ciencias de la comunicación.

Foto: Archivo particular

Ingresó a la Universidad de Manizales al programa de Comunicación Social y Periodismo; cuando estaba finalizando el primer semestre llegó su primera oportunidad en los medios, fue gracias al profesor Martín Alonso Henao quien la vio leyendo el Diario Deportivo y este le hizo la invitación a su programa ‘Panorama del Deporte’ en Todelar Radio  que, sin dudarlo, Juliana aceptó y así emprendió sus primeros ‘pinos’ como periodista deportiva.

Sintió mucho miedo y a la vez emoción al llegar a Todelar, compartir al lado de referentes del periodismo deportivo en Manizales era un gran paso. Juliana empezó este camino cubriendo los partidos de fútbol de la Primera C y el Torneo de Reservas, coincidiendo en su etapa juvenil con futbolistas como Élkin Soto y Dayro Moreno, quienes años más adelante serían grandes ídolos del Once Caldas.

“Cada vez que hacía parte de una transmisión como reportera en el Estadio Palogrande, sentía con más fuerza que eso era lo mío y sobre todo en la radio”, expresó.

Todelar, Telecafé, La Patria, la Alcaldía de Manizales, la FIFA, Milán de Italia (Juveniles en América), el Comité Olímpico Colombiano, el Once Caldas, entre otros, han contado con el talento y profesionalismo de Juliana. Sin duda una de sus grandes experiencias la vivió con uno de sus amores, el Once Caldas, en el que fue su asistente de prensa y testigo de primera mano de la magnífica campaña del equipo en la obtención de la Copa Libertadores de América en 2004.

Foto: Archivo particular

Uno de los momentos de consagración en su carrera llegó en 2013, cuando recibió la llamada de Mariela Márquez directora de noticias de Caracol Radio en Manizales, quien le notificaba la salida de la cadena de uno de los referentes del periodismo deportivo en Colombia: Javier Giraldo Neira, dejando la vacante como director de deportes y comentarista de la sucursal de Caracol Radio en la capital caldense. Así Juliana, con mucha expectativa y convicción, adquiere una de las responsabilidades más grandes en su vida profesional.

“El día que firmé con Caracol mi papá lloró de la emoción, fue una sensación muy linda, por que nosotros íbamos al estadio con un radio a escuchar Caracol y hoy mi papá escucha a su hija al otro lado del radio”, dijo.

Juliana hace parte de esa gran legión de periodistas deportivos de Manizales, entre los que figuran Carlos Antonio Vélez, Javier Hernández Bonett, César Augusto Londoño, Mario César Otálvaro, Ricardo Orrego, entre otros, quienes heredaron o estuvieron de alguna forma influenciados por la “escuela” de Javier Giraldo Neira, un excelso comunicador que forjó un estilo de crítica periodística y gran respeto por el público, elementos que dejaron huella en el ADN de la mayoría de periodistas manizalitas.

Foto: Archivo particular

Ese amor por su profesión le ha dejado grandes satisfacciones, experiencias únicas que han alimentado su espíritu, siendo la jefe de prensa de la delegación colombiana en los Juegos Centroamericanos de Mayagüez en Puerto Rico 2010, acompañando el proceso de los deportistas que con éxito compitieron en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Vivió con adrenalina y emoción la reciente Copa América de Brasil comentando partidos y realizando ‘Noche de Copa’, el programa oficial del evento en Caracol Radio conducido solo por mujeres, acompañada de Sara Castro y Pilar Velásquez.

“Lloré de la emoción el día que me notificaron que iba a Brasil a cubrir la Copa América”, comentó.

En este camino profesional, Juliana ha sorteado muchas dificultades, esas piedras que se atraviesan en su camino nunca la han hecho desfallecer, como el hecho de que una mujer se destaque con altura en el periodismo deportivo, era una idea que muchos de sus colegas y compañeros no concebían. Sin embargo con trabajo, talento, suave tacto, delicada mirada y percibir el detalle que solo las mujeres pueden lograr, hacen que el deporte tenga un giro y punto de vista interesante para la audiencia, elementos que ella ha sabido imprimir.

La otra pasión de Juliana Salazar detrás de los micrófonos:

César Augusto Londoño, Diego Rueda y Adolfo Pérez son esos periodistas referentes y de los cuales ha recibido todo el apoyo y el ejemplo ante su llegada a Caracol Radio en Bogotá, pero le guarda un capítulo especial a Hernán Peláez, todo un maestro de la comunicación en Colombia. Juliana expresa un gran respeto, cariño y admiración inmensa por este gran profesional.

“Hernán es una persona maravillosa, todo un caballero, es una cajita de música sentarse a hablar con él, te cuenta historias, el respeto que genera, si el dice una palabra es palabra del más grande”, añadió.

Su gusto por el futsal derivó en la entrevista que más la ha marcado, ese personaje es el brasileño Falcao, el mejor jugador en toda la historia de este deporte y reconocido con el premio The Best de la FIFA.

Juliana movió cielo y tierra para poder contactarlo, tardó aproximadamente dos años siguiendo su pista hasta que un día inesperadamente recibió un mensaje del mismo Falcao, sin duda el premio a todo un esfuerzo. Esa entrevista trajo una gran primicia, a tres meses del mundial de futsal que se realizaría en Colombia, este jugador le confirmó que se retiraría de la actividad profesional, ¡toda una chiva!

Ahora Juliana se encuentra tras el rastro del tenista español Rafael Nadal.

Pero no todo es periodismo deportivo ni radio en la vida de Juliana. Está muy contenta en la ciudad de Bogotá sin dejar de extrañar su ‘Manizales del alma’, a la que trata de visitar cuando su apretada agenda se lo permite; su pasión por la música la lleva a cantar y disfrutar de las melodías de Luis Miguel, su cantante favorito, además interpreta la bandurria, un instrumento musical de las tunas españolas que tiene su origen en la edad media y que al ejecutar sus notas la hace olvidar de su álgido día a día.

Foto: Archivo particular

Sueña con poder cubrir mundiales de fútbol y Juegos Olímpicos, formar una familia y vivir una vida tranquila, ir cumpliendo esos objetivos personales y profesionales que la motivan día a día a perseguir esos grandes ideales.

Periodismo, fútbol, deporte, radio, música y familia son esos elementos que mejor definen a Juliana Salazar Meza, una gran profesional que se ha ganado un lugar en la radio colombiana y en el público que la escucha todos los días con su voz característica, llena de información y pasión.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO