¿La Azcárate, a punto de ser atacada con ácido?

¿La Azcárate, a punto de ser atacada con ácido?

26 de julio del 2012

La vida de la comediante Alejandra Azcárate cambio después de su polémica columna sobre las mujeres gordas publicada en Aló.

Las protestas del público ante el escrito no se hicieron esperar. Rechazo, movilizaciones en las redes sociales y críticas de todo tipo llovieron sobre Azcárate. Ante semejante reacción, la comediante se disculpó en un carta abierta:

“El resultado fue nefasto. Con mi corazón destrozado, lo reconozco. Espero desde el sótano de mi alma, que quienes se hayan visto directa o indirectamente perjudicados con aquel artículo, puedan recibir con nobleza las más sinceras, honestas y profundas excusas que hoy con total humildad les ofrezco. Merezco y acepto con dignidad la inconformidad, las expresiones de rechazo, los madrazos, los carterazos y el repudio en contra de aquel artículo que con torpeza redacté”.

Pero a pesar de las disculpas, los ataques contra ella no cesaron. Según ha trascendido, Azcárate fue objeto de amenazas. La información indica que miembros de la Policía le habrían ofrecido un esquema de seguridad cuando ella regresó de Paris, después de publicada la columna de opinión, justo cuando el debate estaba encendido.

También se descubrió que en algunas cuentas de redes sociales tenían los datos precisos sobre el vuelo de regreso de Azcárate a Colombia. Otros comentarios se referían a una posible plan para atacarla con ácido, una repudiable acción que se ha vuelto común en el país. Esto encendió las alarmas porque se creyó que podrían atacarla a su llegada. De inmediato la brindaron protección.

Azcárate no ha querido hablar del tema porque considera que sería victimizarse. Lo cierto es que amenazar a alguien por una columna de opinión es condenable desde todo punto de vista.