Los indígenas que prefieren suicidarse

Los indígenas que prefieren suicidarse

12 de Abril del 2016

Las autoridades de Canadá se encuentran en máxima alerta debido a una oleada de intentos de suicidios en poblaciones indígenas del país. En menos de un año van cerca de 500 casos, las cifras más altas en los últimos años.

Lea también: El acné causa suicidios en Colombia

La comunidad aborigen Attawapiskat, ubicada en la provincia de Ontario, con una población cercana a los 2.000 habitantes, reportó en un mismo día 11 intentos de suicidio. A esto se suma 28 tentativas más en lo que va corrido del mes.

En total son más de 100 casos registrados de intentos suicidas de personas entre 11 y 71 años desde el mes de septiembre. Solamente una persona logró terminar con su vida: se trata de una niña de 13 años que fue encontrada sin vida por sus familiares.

Lea también: Sebastián Silva: el youtuber que salvó a alguien del suicidio

Según medios locales, el hospital de Attawapiskat reporta varios casos de personas auto lesionadas que son atendidas en sus instalaciones. No se trata solamente de adolescentes y jóvenes, sino de personas de todas las edades, quienes también han recibido atención psicológica.

Bruce Shisheesh, el jefe de la comunidad, declaró estado de emergencia para llamar la atención del Gobierno Federal, pues su pueblo, ubicado en el extremo norte del Canadá, cuenta con poca presencia gubernamental.

Por su parte, Justin Trudeau, primer ministro canadiense expresó su compromiso para ayudar a esta población.

Pimicikamak, otra comunidad indígena canadiense, también declaró estado de emergencia tras registrar 6 casos de suicidios en dos meses. Pero en las últimas dos semanas se presentaron más de 140 intentos de privación voluntaria de la vida. Casos como estos se replican en todo el país, como ocurrió en el territorio de Nunavut, donde viven los indígenas Inuit, en donde los índices de suicidios van en aumento.

Los indígenas representan el 4% de la población total de Canadá, con aproximadamente 1,4 millones de personas. Históricamente los nativos presentan la mayor tasa de alcoholismo, desempleo, homicidios, drogadicción, delitos y violencia doméstica.

Una de las razones de lo anterior, según la Asamblea de Primeras Naciones (APN), una organización que agrupa todas las tribus de Canadá, es la falta de presencia del estado. Los indígenas viven en regiones alejadas y de difícil acceso, por lo cual las ayudas del gobierno tardan en llegar y suelen ser escasas, por lo que los niveles de educación son muy bajos, y la falta de oportunidades aumentan los casos de depresión.

Las poblaciones indígenas cuentan con pocos o ningún especialista en salud mental; sin embargo, según informaron medios locales, la ministra de Sanidad de Canadá, Jane Philpott, se comprometió con el envío de especialistas capacitados para atender estas poblaciones vulnerables.