Rolling Ruanas: Un coctel de rock y carranga

Rolling Ruanas: Un coctel de rock y carranga

19 de febrero del 2016

Por @Julieth_DC

Rolling Ruanas… ¿De dónde salió ese nombre? Fernando Cely iba en su carro, acompañado de unos amigos, buscaban una película, y el nombre le llegó como caído del cielo.

‘Los Rolling Ruanas’, y no, no pensaba en los Rolling Stones. Se lo comentó a sus amigos y todos le dijeron, “sí parcero, esa es”. Inmediatamente les escribió por el grupo de Facebook a los demás integrantes y todos concordaron en que así se llamarían.

“Más adelante la cosa empezó a coger un poco más de connotación y llegamos a la conclusión de que el nombre hace referencia a que somos rolos con ruana”, explica el guitarrista Luis Guillermo González.

Carranga roquera o rock carranguero es lo que hacen estos cuatro muchachos, músicos de profesión, que decidieron innovar en el mundo musical con esta mezcla.

Lea también: Julio Oñate Martínez, el arqueólogo de la Música Vallenata

Fernando Cely es el requintero (guitarra pequeña de cuatro cuerdas), Juan Diego Moreno es cantante y guacharaquero (instrumento musical de rascado acompañado por un peine o trinche), Jorge Mario Vinasco, tiplista (guitarra pequeña de diferentes encordaduras) y Luis Guillermo González,  guitarrista.

Su poderosa mezcla ha pegado fuerte e incluso su trabajo llegó a oídos de la banda americana de rock ‘Kiss’, quienes publicaron en su página oficial y en su Twitter el cover que los Rolling Ruanas hiceron de I was made for loving you. Este fue un momento decisivo para que los colombianos tomaran fuerza.

Gracias a un acorde de Los Bealtes

Entre risas, los Rolling carrangueros recuerdan cómo llegaron a la idea para hacer esta fusión.

Roqueros de corazón y files amantes del folclor colombiano, una tarde se reunieron de forma ocasional a tocar, lo que parecía una reunión normal de amigos terminó siendo el punto de partida para el éxito que hoy cosechan.

Estaban tocando carranga cuando al tiplista Jorge Vinasco se le ocurrió meter un acorde que sonó muy parecido a la canción ‘A Hard Day’s Night’ de Los Beatles. “Yo ese acorde lo tocaba por molestar nomás y ellos empezaban a cantar y eso era todo. Hasta que un día decidimos hacer un cover y ver qué tal le iba”, dice Vinasco.

Cogieron el celular nuevo de Luis Guillermo, grabaron el cover de la canción, la subieron a YouTube y en esa misma semana tuvieron más de cien mil visitas. “En ese momento dijimos que por ahí podía ser la cosa, y por ahí fue, y por ahí sigue siendo”, dice Fernando.

Además: Famosos que se creyeron cantantes

Desde el viejito hasta el muchachito volea la ruana

El lanzamiento oficial de los Rolling Ruanas ocurrió en Pitalito (Huila). Después de tocar varias piezas tradicionales se arriesgaron a cantar la versión carranguera de Hard Day’s Night, el público enloqueció y ellos se dieron cuenta que su historia estaba por comenzar.

Decidieron hacer el cover de ‘I was made for loving you’ de Kiss. Fernando esperaba ansioso la respuesta de la gente, pero cinco minutos después no habían recibido el primer like. “Yo pensaba que era fracaso total, a nadie le gustó”. Una amiga les salvó la patria y fue la primera en compartirlo, en los siguientes minutos cada vez que actualizaban su canal tenían más y más visitas.

Un amigo de Luis Guillermo lo llamó y le contó que Kiss había compartido el vídeo en su cuenta de Twitter y en la página oficial. “Yo de una llamé a los muchachos y les conté, fue una sorpresa increíble porque esos artistas que uno ve tan inalcanzables, que den un punto de admiración a lo que tú haces es un sentimiento genial”. “Ese día creo que todos lloramos”, agrega Cely.

‘I was made for loving you’ pasó del millón de visitas en una semana. Sin embargo, este no es el cover más exitoso. El público les empezó a pedir canciones de Los Rolling Stones y ellos se fueron con ‘Paint It, Black’ y ‘Satisfaction’ en cuatro días habían roto el record anterior.

Cómo encajar las fichas del rompecabezas

A primer oído uno diría que esta combinación no es posible. Dos géneros tan diferentes, con estilos tan marcados que nada tienen que ver, es algo que mataría a los puristas.

Sin embargo ellos resaltan que con esta propuesta tratan de crear un puente que una a dos generaciones. “Queremos unir los públicos y  masificar nuestro concepto, que nos acojan en un lado y en el otro”, dice Juan Diego.

Juan Diego, el vocalista, resalta: “Lo último que hicimos fue Toxicity de System Of A Down, que se supones es mucho más denso o más ruidoso, en el buen sentido de la palabra. Nos sacó canas hacer ese arreglo pero fue un reto que nos hizo ver qué tan capaces somos de adaptar canciones cuando a primera vista no son tan compatibles.”

Rollingruanas-01

También se mantienen firmes en el momento de decir que no fusionarían la carranga con ningún otro género, coinciden en el hecho de que “hay una identidad roquera que nos gusta, no fue elegida al azar sino que es algo que tenemos por dentro y que nos caracteriza. No nos vamos por lo fácilmente consumible”

También: Emmanuel Adebayor es fanático de Diomedes Díaz

No son ninguna parodia

No somos ninguna parodia o mamadera de gallo, hacemos un trabajo serio”, comentan. La carranga es pícara, alegre, tiene una jocosidad que la caracteriza y diferencia del resto de sonidos, eso es la esencia que los roqueros enruanados quieren mantener.

Agregan que hay momentos en los que son conscientes de que se les puede ir la mano, pero también resaltan la capacidad autocrítica que poseen como grupo para filtrar lo que sirve y lo que no, además de tener muy en cuenta la opinión de sus seguidores y tomar las sugerencias que les hacen.

Saben de dónde vienen y hacia dónde van. Los covers les han dado un importante reconcomiendo en la escena pero ellos también le apuestan a lo propio. Hasta el momento han hecho el lanzamiento de dos temas inéditos, ‘Los Rolling Ruanas’ y ‘Ruanas on’ que cuenta con videocplip. Su objetivo es crear un trabajo con temas inéditos.

Quieren ser conocidos como “un emblema colombiano”. “Más allá de llegar a cualquier país, donde quiera que estemos, es ser un emblema nacional en todas las artes. Dejar una huella bien marcadita.”