¿Con qué llega Virgin a Colombia?

¿Con qué llega Virgin a Colombia?

10 de abril del 2013

El mercado de telefonía celular colombiano cada vez está más competido. Desde hace unos días la compañía británica, Virgin Mobile, inició sus operaciones comerciales en el país. Con una novedosa propuesta de cobro por segundos, que incluye ofertas que van desde $200 pesos el minuto, acompañada de un modelo que prioriza la atención al cliente, la empresa aspira a ganar terreno en un mercado donde ya han madurado operadores como Uff, Tigo, Movistar y Claro.

Kienyke habló con Juan Guillermo Vélez,  presidente para Colombia de este proveedor de telefonía móvil,  quien se desempeñó como vicepresidente de gestión operativa de Une. Nos cuenta cómo el país se ha convertido en uno de los objetivos principales de  inversión en América Latina y cómo atraerán al consumidor colombiano.

Virgin Mobile, Kienyke

¿En qué se basa la propuesta comercial con la que Virgin Mobile aspira a competir con otros operadores de telefonía celular en el país? 

Nosotros trabajamos en dos líneas fundamentalmente. La primera ofrece una experiencia de cliente diferente, un foco sobre el servicio y de tratar bien al usuario. Estamos entrando a un mercado en el que el 80 % de las personas están insatisfechas con su servicio móvil actual y en el que mensualmente, cerca de 1.5 millones de clientes abandonan su operador. Nuestro segundo caballo de batalla se basa en una oferta comercial justa y transparente, en ese sentido el primer elemento es el cobro por segundo y no por minuto. Con esa base del cobro por segundos y del WhatsApp ilimitado, desarrollamos una serie de “antiplanes” y bolsas que son ofertas que no tienen cláusulas de permanencia, ni contratos. Tú entras a Virgin cuando quieras y cuando quieras te retiras.

Para aquellos que están acostumbrados a manejar sus consumos mes a mes, otorgamos una serie de recursos de voz y datos para 30 días. Esos “antiplanes” los adquieres, los renuevas y los dejas de pagar cuando quieras, ya que no hay ninguna condición de permanencia.

¿En qué consisten las bolsas?

Es una cantidad fija del recurso que estás adquiriendo, por ejemplo cuando compras una bolsa de voz, lo que estás comprando es un número determinado de minutos. No estás pagando un mes de servicio, estás cancelando lo que consumes. Propiciamos una flexibilidad completa para que el cliente gaste lo que realmente cree que va a consumir.

¿Por qué le denominan a sus paquetes de servicios “antiplanes”?

Cuando a la gente se le habla de planes, inmediatamente lo asocia con permanencia, clausulas, contratos y con la modalidad postpago. Un “antiplan” es prepago, no tiene permanencia, no tiene contrato y está precisamente diseñado para darle al cliente lo que no le gusta de los esquemas tradicionales.

¿Qué debe hacer una persona que recién conoce el servicio para adquirirlo?

Nuestro futuro cliente debe ir a www.virginmobile.co, solicita una simcard, escoge el tipo de configuración con el valor de la carga, entrega los datos, hace su pago directamente. Es aquí donde se le envía a la dirección establecida la tarjeta con la configuración solicitada. Debe introducirla en el teléfono y activarla a través del la página web o de nuestros asesores de servicio.

Juan Guillermo Vélez, Kienyke

¿Cómo operará la compañía?

Operamos sobre la red de Movistar. No tenemos una ventaja técnica en términos de red porque estamos usando la de uno de los operadores existentes y por eso nuestra diferencia está en el servicio. Sin embargo toda la plataforma sobre la cual montamos nuestras ofertas comerciales, de tarifas, de administración del cliente es de Virgin y no de Movistar.

¿Se tiene contemplada la adecuación de puntos de venta? ¿Se ofrecerán gamas de celulares?

Por ahora no tenemos contemplada la posibilidad de tener grandes tiendas insignia como las que manejan los operadores tradicionales. Nuestro punto de venta emblema es la página (www.virginmobile.co). Allí es donde esperamos tener la mayor parte de interacción con nuestros clientes. Debemos contar con unos puntos por cada capital de departamento, que nos lo exige la regulación, en caso de que algún cliente quiera ir con una petición, queja o reclamación.

Por otra parte aunque no somos el operador que va a tener la mayor gama de celulares ya que hay compañías que ofrecen hasta 70 modelos diferentes, sí ofreceremos unos pocos para aquellos clientes que de todas formas nos dicen: “Yo quiero tener un teléfono nuevo y quiero que sea con Virgin”.

¿En qué puntos establecidos puede una persona hacer sus recargas?

A través de los canales tradicionales como los puntos de venta de Baloto. Tenemos puntos de comercialización en las calles, distribuidos en Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla, Cartagena y Santa Marta. Contemplamos a futuro estar en los grandes almacenes de cadena.

¿Cuentan con numeración propia?

Sí, contamos con numeración exclusiva (319) pero además somos el primer operador que le ofrece la posibilidad al cliente de hacer la portabilidad numérica a través de nuestra página web y sin ir a ninguna oficina. El consumidor que no quiere perder su número, tiene la posibilidad de que este sea transferido al servicio de Virgin.

¿Por qué Virgin ha elegido a Colombia como segundo destino de inversiones a nivel regional?

Colombia está de moda, definitivamente su economía ha mostrado signos de fortaleza y de recuperación importantes que hacen que el país esté en el radar de cualquier inversionista extranjero. La nación era una decisión lógica tanto en términos de servicio como de inversión financiera.

¿Tienen un consolidado de usuarios que ya hacen parte de la compañía? ¿Cuántos clientes esperan tener en el primer año?

Para nosotros la tarea del primer año es lograr que los clientes conozcan la marca. Si bien contamos con personas que se familiarizan con la compañía por operaciones realizadas en otros países, la gran mayoría de colombianos no saben qué es Virgin Mobile, así que es mucho más importante para nosotros, poder transmitir esa experiencia porque estamos seguros que una vez esto ocurra, el número de clientes se irá incrementando.