En Teusaquillo, la clase media sobra I

12 de febrero del 2015

Bogotá es la ciudad colombiana en la que se adelantan la mayor cantidad de megaproyectos urbanos.

Bogotá es, actualmente, la ciudad de Colombia en la que se adelantan la mayor cantidad de megaproyectos urbanos. Del total de la inversión nacional en este rubro en el presente año, el 30% está destinada a la capital. Cabe resaltar que todos estas intervenciones urbanas se ejecutarán por medio del novísimo concepto de Alianzas Público Privadas, bajo la ya reciclada argucia de que el Estado no tiene la capacidad de adelantar tan importantes y, sobretodo, “necesarios” proyectos.

En Bogotá hay ciertos sectores que son más apetitosos para los especuladores inmobiliarios. Concretamente, cobra especial importancia la localidad de Teusaquillo por su ubicación estratégica. Esta localidad está ubicada en todo el centro de la ciudad y, además, cuenta con una parte considerable de la Calle 26, la cuál ha sido denominada como “la milla de oro” por su alta valorización y por ser la vía al aeropuerto.

Son varios los megaproyectos en Teusaquillo. Primero, el Proyecto de Renovación Urbana del CAN que promete cambiar radicalmente la cara de este sector de la ciudad. Este proyecto, responsabilidad de Vargas Lleras y Santos, va a afectar gravemente la Estructura Ecológica Principal de la ciudad porque incluirá construir sobre un humedal, que pertenece al Simón Bolívar, violentando el derecho al medio ambiente sano de todos los bogotanos; además, le quitará predios a la Universidad Nacional. Asimismo, las plusvalías urbanas (riqueza) que se generarán con este proyecto, serán de apropiación privada, con Luis Carlos Sarmiento Angulo como principal beneficiario.

CAN

En la imagen, lo azul y morado es lo público después del Proyecto de Renovación del CAN. El resto de zonas en gris oscuro son las áreas privadas, los ´negociados´, del Proyecto. Tomado de la presentación de la Propuesta ganadora Concurso ideas CAN.

El Campín[1], otro proyecto, ya cuenta con un Plan de Regularización y Manejo, e iniciará con la remodelación del Coliseo. Una APP, conformada por una multinacional chilena y Tu Boleta, se apropiará de este importante escenario público de la ciudad por más de 25 años. Además, esta APP, con el beneplácito del distrito, hará caso omiso al legado de la Familia Camacho, según el cual esos terrenos deben estar destinados al deporte y la recreación de las clases populares de la ciudad. Aquí, el negocio justifica violentar las normas. A esto se suma que la existencia de los barrios aledaños está en vilo y, con ello, la permanencia de los residentes de los mismos.

Lo que hace similares a estos dos grandes proyectos es que, en últimas, prueban que la clase media, los habitantes de Teusaquillo, sobran en su localidad. El modelo de libre comercio que se estableció desde el gobierno de César Gaviria, profundizado por Santos, se expresa en lo urbano por medio de los megaproyectos financiados por las APP, es decir, de los negociados urbanos por encima de los derechos ciudadanos. Estos proyectos, como todos bajo el neoliberalismo, son para el beneficio de una pequeña minoría, principalmente extranjera, y en contra de los intereses, e incluso negocios, de la mayoría de colombianos; es decir, son negocios en contra del interés distrital y nacional.

ADENDA: Prueba reina de la importancia de Teusaquillo para los mega negociados urbanos, es el decreto 562 expedido por Petro en plenas vacaciones y que determina que aproximadamente el 50% de Teusaquillo es zona de Renovación Urbana. Este decreto, además de otras situaciones problemáticas, será tema de una próxima columna.

@mathoyos

[1] Para profundizar en este tema, recomiendo los siguientes documentos de expertos y residentes de la localidad: http://aureliosuarezm.co/sobre-el-proyecto-app-coliseo-el-campin/ y http://lafranjaamarilladeteusaquillo.blogspot.com/2011/08/por-que-no-demoler-el-coliseo-cubierto.html

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO