Del periodismo y otras esperanzas

17 de febrero del 2015

Se celebró el pasado lunes 9 de Febrero el día del Periodismo en  Colombia y en las principales ciudades se realizaron expresiones culturales, políticas y académicas. El Círculo de Periodistas y Comunicadores del Norte de Santander, el cual se ha distinguido por impulsar interesantes foros sobre la realidad nacional, aprovechó con muy buen  criterio para […]

Se celebró el pasado lunes 9 de Febrero el día del Periodismo en  Colombia y en las principales ciudades se realizaron expresiones culturales, políticas y académicas. El Círculo de Periodistas y Comunicadores del Norte de Santander, el cual se ha distinguido por impulsar interesantes foros sobre la realidad nacional, aprovechó con muy buen  criterio para llevar a cabo un ciclo de conferencias con el fin de analizar los temas de Los Diálogos de Paz entre el gobierno del Presidente Santos y la delegación de las FARC en La Habana. Tema que estuvo a cargo del Embajador de Colombia en Cuba, ex Vicepresidente de la república Gustavo Bell Lemus, testigo de excepción en este esperanzador esfuerzo por la convivencia Nacional. Por otro lado, participaron en el tema de Ciudadanía Fronteriza, de obligada presencia en esta zona, el Ex Embajador de Venezuela en Colombia Pavel Rondón Daza y el académico José Neira Rey, profundos conocedores de las fortalezas y debilidades de nuestra región.

Por generosa invitación del presidente del Círculo de Periodistas y Comunicadores, Don Víctor Hernández y en mi condición de ex Embajador de Colombia en Europa, acompañé estos significativos esfuerzos, donde la voz convocante y esperanzadora de los periodistas permite un ambiente de lucidez académica para todos los norte santandereanos. Acompañaban esta sobria reunión académica el Maestro Cicerón Flórez, Premio Nacional de periodismo y los directivos del Círculo: Rafael Pabón, expresidente, Alix Marina Ojeda, Rafael Camperos, Alejandro Acosta y el director de la Biblioteca pública, Julio García Herreros.

El Embajador Bell Lemus manifestó su alegría por adelantar este tipo de conferencias pedagógicas que ayuden a capacitar a los periodistas acerca del tema más importante y crucial para el país, como lo es el proceso de Paz de La Habana. Se refirió al hecho del primer año de las negociaciones, caracterizado por una constante desinformación que cubría el proceso, razón que lo llevó a pedir autorización al  señor Presidente Juan Manuel Santos y al Dr. Humberto de la Calle, como responsable de los diálogos, para ayudarlo reuniéndose con empresarios, académicos en todo el país, y de este modo informarles desde una posición imparcial y como testigo de  excepción, acerca del contenido y avance de las conversaciones. Solicitud respetuosa que  fue aprobada por Presidencia de la república y por Cancillería. Esto explica dijo, el por qué estoy aquí en Cúcuta reunido con ustedes los periodistas, quiero contarles el largo y complejo proceso que he ayudado a mantener desde  mi visión de historiador y conocer de la larga tragedia que la violencia ha  infringido a la sociedad colombiana.

Fue una charla amena, nutrida de análisis de  fondo del proceso de negociación, en la que narró también la forma de vida y disciplina con la que trabajan los negociadores: Viven en la urbanización El Laguito, que es un conjunto cerrado, desde donde se trasladan al Centro de Convenciones, lugar de reunión, realizadas en un horario bastante exigente, desde las 8:30 a.m. hasta la 1:00 p.m. El embajador por su condición plenipotenciaria asiste a las discusiones pero no habla, se limita a escuchar como lo hacen los garantes Internacionales de Cuba y Noruega.

Se refirió a la metáfora de la “Llave” expresión del Presidente Santos al tomar posesión de su cargo: “Tengo en mi bolsillo la llave que abre las puertas de la Paz”, tal como lo ha venido instruyendo, partiendo de la premisa “aprender del pasado” en relación a lo que fue el proceso en El Caguán, donde no se negoció una agenda previa, se realizaban reuniones interminables, sin metodología y sin concepción. Un aprendizaje fundamental de este proceso fue avanzar con un norte y una ruta clara, de allí la importancia de negociar la Agenda bajo confidencia  absoluta, no secretismo, sino con el espíritu de “Poner fin al conflicto armado como condición de la Paz estable y duradera”. Otra diferencia para resaltar, es la importancia de negociar en el exterior, rescatando en esta forma el criterio de confiabilidad, opuesto a la experiencia de la negociación anterior que se hizo con los “micrófonos abiertos”, trayendo todas las distorsiones posibles en un esfuerzo que debe estar caracterizado por discreción y ecuanimidad.

De los 6 puntos contenidos en la Agenda ya se ha llegado a acuerdos en tres de ellos expresó, ratificándose en la importancia del lema central de la negociación: “Nada está acordado hasta que todo esté acordado” y si bien los acuerdos de fondo es lo central para ser rescatado, no puedo pasar sin destacar el acto donde las Farc les pidieron perdón a las familias de las víctimas del atentado a Bojayá. Acto conmovedor de reconciliación, donde los jefes de la organización armada abrazaron a las víctimas, en un encuentro con una gran carga emocional que conmovió a todos los participantes y en especial a mi como testigo, así como a los delegados de Cuba y Noruega, países garantes, por la magnitud del gesto entre colombianos envueltos hasta ese momento en una guerra fratricida.

Para cerrar con broche de oro estas celebraciones fueron galardonados los periodistas más meritorios por la calidad de sus trabajos, sobresaliendo Tatiana Olueja, John Jácome, Iveth Noriega, Gabriel Angarita y “Contraluz” revista virtual de Rafael Pabón.  Recibió una exaltación especial la revista MAXIMA comprometida en los esfuerzos de Paz y convivencia, conferida a su Directora Alix Marina Ojeda.

La sociedad colombiana percibe en su grupo de periodistas el renacer de una cultura de ética y de  responsabilidad social, que se expresa en preocupación por conocer más los avances de la Paz y en esta forma informar mejor y más objetivamente a través de sus diferentes medios periodísticos. Por eso están al lado de las grandes esperanzas que acompañan a la nación.

Ex. Embajador de Colombia en Europa.

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO