El bosque de don Pepe Medina

El bosque de don Pepe Medina

26 de marzo del 2016

La deforestación arrasa con medio país, pero don José María Medina Montejo es ejemplo de resistencia. Contra viento y marea se ha negado a vender más de sesenta hectáreas de bosques nativos, en cercanías de Tunja.

Don Pepe (cercano a los 80 años), es hombre simpático, de buen humor y fuerte para caminar a diario su finca. Junto con su esposa –Conchita Brando, de origen italiano, ojos claros, rostro reluciente- decidieron que ese sería el jardín de sus hijos (son seis mujeres y un hombre) y también su contribución a fortalecer los pulmones de Boyacá.

Es todo un sueño recorrer el único bosque húmedo tropical de los alrededores, a pocos minutos de Tunja, que no sólo cuidan todos los miembros de la familia sino que procuran poblar cada vez más.

No obstante el fuerte verano que ha azotado el país, se ven orquídeas nativas, bromelias, pinos cipreses, cedros, musgos, líquenes. Hay lechuzas, alcones…

Don Pepe es guardián permanente de su bosque porque no faltan los delincuentes que han sido sorprendidos talando árboles. Y al salir de sus límites se observa el terrible espectáculo de enormes máquinas tumbando las montañas vecinas.

bosque

bosque1

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.