El Papa no es político

9 de abril del 2015

La agenda del Papa es la de la Iglesia Católica y la de sus fieles.

El Santo Padre no es un político. Sus visitas a diferentes países del mundo no son equivalentes a las visitas de Estado que realizan presidentes, cancilleres y primeros ministros por todo el mundo, buscando estrechar relaciones comerciales y políticas con otros países. El Papa es la cabeza de la Iglesia Católica, sus viajes obedecen a motivos pastorales, es decir de seguimiento, orientación y cariño a quienes integran el cuerpo de la Iglesia que dirige.

Es una interpretación alejada de la realidad, por no decir mezquina, la de quienes aseguran que el viaje de Papa Francisco a suelo colombiano es “un espaldarazo al proceso de paz”. Desconocen quienes defienden esta equivocada idea, que el Santo Padre no participa en política, ni hace eco de candidaturas, políticas públicas o procesos que visita.

El señor Nuncio Apostólico en Colombia, Monseñor Ettore Ballestero lo dijo con toda claridad en declaraciones a la prensa: “El Papa no apoya el proceso de paz, el Papa apoya la paz”. El viaje de Francisco no girará exclusivamente en torno a las negociaciones en cuestión, ¿acaso es este el único tema que requiere atención en Colombia? ¿Acaso la pobreza, la desigualdad, la violencia, intolerancia, la situación de la familia, la defensa de la vida y el deterioro del medio ambiente entre otros, son temas que no requieren la orientación del Papa?

La agenda del Papa no es la del gobierno, la agenda del Papa es la de la Iglesia Católica y la de sus fieles. Las necesidades de los colombianos y las de los católicos no se limitan a las negociaciones de paz en Cuba, a diferencia de la espiral en la que gira el gobierno de Colombia y sectores políticos afines que sólo piensan en los diálogos de La Habana como si no hubiera realidad distinta a ésta, los temas en los que piensa la ciudadanía son muy distintos.

Por supuesto que el consejo, análisis y orientación del Santo Padre sobre lo que ocurre en Cuba entre el gobierno y las guerrillas será importante y necesario. Dicho debate debe alejarse de  intereses partidistas y enfocarse en el bien común y en el futuro desarrollo de Colombia, y será en este tema en donde el Papa jugará un papel fundamental, que es el de guiar desde la visión de la justicia y la ética.

Olvidan quienes atribuyen la visita de Francisco al proceso de paz que éste apenas lleva un par de años de duración en un país extranjero, mientras que el catolicismo ha estado presente desde los primeros respiros de nuestra historia republicana. En otras palabras, el sucesor de Pedro viene por los católicos y no por los intereses políticos de un gobierno. El Papa no es un político, es un pastor. Bienvenida su visita, lo esperamos cariño y esperanza.

Post Scriptum: Qué bueno que personajes tan críticos de la Iglesia Católica hoy aplaudan el viaje de Francisco a nuestras tierras, ojalá mantengan esta actitud en el tiempo con la Iglesia, sus dirigentes y fieles.

@FedericoHoyos

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO