El reto del gabinete de Peñalosa

29 de diciembre del 2015

Tendrá la prueba de fuego durante los primeros 100 días de gobierno.

La gran diferencia que marca Enrique Peñalosa como alcalde de Bogotá, es que conoce y ha estudiado bien la ciudad, no actúa sin justificación técnica y jurídica suficientes, y las mentiras no van con él. El reto de los miembros de su gabinete es corresponder con lo propio. La ciudad no está dispuesta a esperar que los secretarios, directores y gerentes vengan a hacer el curso de aprender a gobernar y mucho menos a que se limiten a señalar que los problemas por resolver son muy graves. Eso ya lo saben y padecen los bogotanos.

Quienes eligieron a Enrique Peñalosa como alcalde tienen la convicción que sus propuestas de solución se cumplen, y nada distinto esperan de él y de su equipo de gobierno. La experticia que reflejan las hojas de vida de todos los que conforman el gabinete distrital, tendrá la primera y más importante prueba de fuego durante los primeros 100 días de gobierno. Durante este lapso, se sabrá qué tan hábiles y capaces son estos hombres y mujeres escogidos por el alcalde electo para plantear y ejecutar soluciones que logren sortear de forma efectiva y oportuna los no pocos problemas que aquejan a la capital de la república.

Los capitalinos no se conformarán con el simple anuncio de más estudios por realizar-que bien pueden necesitarse y deben hacerse-. Los bogotanos esperan con urgencia las acciones inmediatas que demuestren la diferencia entre la experticia de un nuevo equipo de gobierno y la improvisación que han debido padecer hasta ahora. Si esas soluciones no se evidencian, la reacción ciudadana será implacable en sus exigencias de cambio, y, en especial, -con cierta razón-, de los miembros de la oposición a la cabeza del alcalde mayor saliente.

La campaña presidencial iniciará en breve. Las posturas del candidato Petro para descreditarlo bueno y resaltar lo malo de la Administración Peñalosa -que en realidad será buscando afectar al hoy Vicepresidente- no se harán esperar. De hecho, Gustavo Petro ya empezó su campaña, y está en todo el derecho democrático de hacerlo, una vez deje de ser servidor público. Pero nada de esto, justificará al equipo del alcalde Peñalosa si no está a la altura de la gestión y los resultados a los que el nuevo mandatario distrital tiene acostumbrados a los capitalinos.

Por: Ricardo Felipe Herrera C.

rfhc@icloud.com

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO