Fidel Cano, “un periodismo sin dobles  intenciones”

Fidel Cano, “un periodismo sin dobles intenciones”

15 de Marzo del 2016

Son 129 años los que está cumpliendo el periódico El Espectador, “bastante tiempo y bastante ajetreado”, según Fidel Cano, su director.

¿Cuál es el mejor calificativo que se ajusta al ejercicio periodístico de El Espectador?

Con criterio patriótico, palabras del fundador.

¿Demasiado rimbombante para estas épocas?

Sí, yo creo que ha sido un periodismo transparente, sin dobles intenciones, y ha sido una constante en estos 129 años.

¿Un periodismo de denuncia, investigación y opinión?

Tiene un poquito de todo y el medio impreso apostó a no ser solo un recuento de noticias, que mejor se hace en radio. Nosotros hacemos un periodismo de análisis, de opinión, de ayudar a que los debates se den de manera correcta y a eso le hemos apostado.

La portada de hoy se relaciona con los incidentes de ayer y el título “Los taxistas tienen huevo”…

Nos hemos esmerado para que la portada lleve un mensaje, que ponga a pensar más allá. El de hoy ha generado una polémica pero hay maneras de protestar y ellos (los taxistas) tienen huevo literalmente.

Yo perdono

En esta edición, planteamos un paralelo. Lo que la sociedad debe hacer frente a la firma de un acuerdo de paz entre dos elites, gobierno y Farc, pero la paz la vamos a hacer los colombianos.

Este es un aporte para que nos pongamos en clave de paz, más allá de lo que suceda en La Habana y más allá de si estamos o no preparados para ser un país diferente y ponernos en son de reconciliación.

Es la idea de esta edición y el eje es mostrar historias de perdón muy emblemáticas no solamente ligadas al conflicto porque el perdón no solo está en el conflicto, está en nuestras vidas cotidianas.

Queremos lograr a través de las redes sociales y la etiqueta #YoPerdono que hagamos la paz más allá de lo que digan en La Habana.

Hicieron un concurso Pinte la Paz…

Si, por un mes largo estuvo abierta la convocatoria de pintar la paz y nos llegaron cerca de 2400 dibujos y la gente votó por el ganador y ese ganador está en la portada, no la de los taxistas sino en la edición especial.

Dos periódicos, el de papel y el digital

Realmente tenemos una redacción bastante integrada porque todos estamos produciendo para todas las plataformas, aunque no es fácil escribir para papel y moverse en las nuevas tecnologías.

Ahora hay otra transformación para equipos móviles, donde nos leen bastante. La idea es integrarnos para hacer un solo periódico porque aunque hay diferentes plataformas, el periódico y su esencia son lo mismo. Y esa esencia se debe mantener y se debe hablar con esas características.

¿La planta hoy en día la conforman cuantos periodistas?

Periodistas somos 45 en total y entre todos con correctores, fotógrafos y el resto somos 80.

El País de Madrid empieza el camino de la digitalización, ¿qué tan lejos está esa idea en El Espectador?

Yo pienso que es un proceso inevitable, nosotros hemos dado grandes pasos en las distintas plataformas, porque no somos un periódico de noticias sino más de análisis, de investigación, pero los registros de audiencias digitales crecen más cada día.

Es un negocio que se irá deteriorando y de pronto dejaremos el papel para los suscriptores, pero por ahora la filosofía es seguir haciendo un buen periódico.

¿Al Espectador le va muy bien en su edición digital?

Sí, tenemos buena recepción, muy buenas audiencias, estamos muy bien posicionados, la gran pregunta es ¿cómo se monetizan esas audiencias? Porque tenemos audiencias que no aportan realmente al negocio y la publicidad tiene otras características porque es mucho más atomizada y esa es una pregunta que se hacen muchos medios porque radio y tv van hacia internet y hacen pruebas de cómo monetizar esas audiencias.

Aún vivimos del papel en un 70% y en el digital nadie ha encontrado la manera de monetizar esta audiencia de medios de información, hay intentos, cobros por contenidos pero nadie tiene la respuesta a este cuestionamiento y es más difícil ahora porque el negocio era más claro con la publicidad en medio impreso que cuando se combina con medios digitales

El periodismo de ayer y el de hoy

Es mucho más difícil hacer periodismo hoy en día, porque estamos frente a una inundación de información y debemos saber cómo no morir en ella. Además estamos bajo el control ciudadano, que cobra en segundos cualquier equivocación.

Hoy es mucho más transparente el periodismo por esos controles. No se pueden hacer muchas cosas que antes podían pasar desapercibidas, la exigencia es mayor cada día.

Usted, don Fidel Cano, es el periodista de ayer y el de hoy…

Si, nos ha tocado hacer esa transformación de manera positiva. No me quejo ni prefiero los tiempos de antaño y ese contacto directo con las audiencias es maravilloso, aunque sea más duro.

No hay que dejarse llevar por rabias y saber utilizar ese contacto directo.

Finalmente, en el ejercicio que usted hace de confesar los errores, ¿ha habido amotinamiento de sus compañeros?

Amotinamiento no ha habido pero yo si algunas personas molestas con el procedimiento.

La suerte del país

¿Usted cree que las cosas en Colombia van por buen camino?

Es innegable que el país vive un momento difícil desde el campo económico, pero lo que más me preocupa es la unidad de la sociedad, que estemos tan divididos internamente y no sepamos lo que merece este país.

La edición de hoy muestra este mensaje, para invitarlos a que sepamos entendernos en las diferencias y saber perdonar para tener un mejor país.

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.