La consulta interna anticorrupción que falta

7 de septiembre del 2018

Por: Diego Molano.

Diego Molano

En días pasados, 11.5 millones de colombianos, a través de un mecanismo de participación ciudadana, nos pronunciamos en las urnas en torno a la consulta anticorrupción; una consulta que si bien tenía problemas técnicos en la constitucionalidad de sus preguntas, sirvió como voz de protesta en contra de la corrupción. La invitación para votarla fue asumida, no solo por los medios de comunicación y el propio Congreso de la República, sino también por el Presidente Iván Duque quien hizo un llamado a los colombianos para que participaran.

A pesar de que la consulta no superó el umbral, sirvió como catalizador para que en un gesto de cohesión nacional, el Presidente Duque se reuniera con los líderes de los diferentes partidos con asiento en el Congreso y los comprometiera a aprobar un paquete legislativo que recogiera el sentido de las preguntas.

Este pacto, que es el comienzo de un camino que busca atacar este flagelo, no es el único que podemos emprender. Debemos entender que la lucha contra la corrupción trasciende las leyes y tiene raíces más profundas.

Hoy los invito a que como ciudadanos, como familia, hagamos una consulta interna y nos comprometamos a enfrentar las prácticas corruptas de la ilegalidad que nos carcomen como sociedad día a día.

Por eso les propongo responder estas preguntas, votar por ellas y actuar de forma coherente a sus respuestas.

1. ¿Aprueba usted que los ciudadanos respeten las señales de tránsito, no se pasen los semáforos en rojo, no se cuelen en TransMilenio o en los demás medios de transporte masivo, respeten las filas, los turnos, los reglamentos de propiedad horizontal  y demás normas de convivencia ciudadana?

2. ¿Aprueba usted rechazar la compra de artículos robados por tener precios más bajos, vender artículos pensando en tumbar al otro, pedir plata prestada e incumplir su pago, invadir el espacio público?

3. ¿Aprueba usted que nuestros niños, niñas y adolescentes se eduquen con valores éticos y se superen las enseñanzas que promueven el “todo vale”, y las prácticas culturales como aquella según la cual  “el vivo vive del bobo”, así como que  desde el hogar se dé ejemplo rechazando la compra o falsificación de cédulas o libretas militares?

4. ¿Aprueba usted que no se haga ni tolere la copia en clase, ni la compra de tareas, ensayos o trabajos de grado en las entidades educativas tanto de educación básica como superior ni en los exámenes de Estado?

5. ¿Aprueba usted que las empresas y empleadores paguen salarios justos, prestaciones sociales, respeten los horarios laborales y otorguen las vacaciones debidas a sus empleados?

6. ¿Aprueba usted que no se soborne a los policías buscando que no cumplan con su sagrada labor de hacer cumplir la ley (llamar la atención, imponer multas de tránsito, sellar establecimientos de comercio y obras sin licencia o sancionar a quienes violen las demás normas y leyes), ni se soborne a los funcionarios públicos de cualquier nivel buscando que estos hagan su labor más rápida, favorezcan a determinadas empresas con contratos o se adopten decisiones contrarias al interés general?

7. ¿Aprueba usted que los ciudadanos voten a consciencia, estudiando las propuestas de los candidatos, revisando su trayectoria y rechazando de plano aquellos que no demuestren gestión o estén envueltos en escándalos de corrupción?

Estas son las 7 preguntas que nos faltan votar a los colombianos en los hogares, los lugares de trabajo, con amigos y vecinos y así también lograr cambios culturales y sociales, que definitivamente terminen con la corrupción que tanto daño le hace a Colombia. En esta consulta interna deberíamos votar los 50 millones de colombianos.

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO