Operación Fénix para la Corte, ¿operación de facto?

21 de mayo del 2011

Estaban demorándose las tesis de la Corte Suprema de Justicia en cuanto a su postura para politizar la justicia.

Hablar hoy del nivel de exposición de ser mártir de ella,  no es solamente para quienes detentan posiciones en las cúspides del establecimiento, pues con su triste decisión de proferir un auto inhibitorio al señor Wilson Borja señalado por muchos de tener presuntos vínculos con las Farc, deja esto en entredicho. El mensaje es claro cuando se trata de encontrar responsables de posibles contubernios con el terrorismo y la violencia, pues hoy no solo la exposición ante la Corte la detentan esos altos funcionarios, la exposición es de más de 40 millones de colombianos que estaban expectantes de las decisiones de la  Corte Suprema en cuanto a la llamada farcpolítica. Mucho se indagó y se prejuzgó cuando de buscar cómplices y auspiciadores del paramilitarismo se encargó la corporación, que lamentablemente para muchos fue el remedio al mal del chantaje, el boleteo y el terror. La Corte se encargó de procesos audaces y veloces de parapolítica, y en muchos de sus casos condenaron por menos  y con menos si de pruebas se trata, a muchos que poco o mucho tenían que ver con el paramilitarismo; a ello se decía “no son todos los que están, ni están todos los que son”.

Es muy extraño y anecdótico ver que  a diferencia de la Corte Suprema de Justicia, países como Chile y Paraguay han tenido como sustento legal pruebas encontradas en los computadores de “Raúl Reyes”, sean documentos Word, o correos enviados con un emisor y un receptor. Pues bien, en Costa Rica fue incautada una gruesa suma de dinero de las Farc gracias a esas pruebas hoy “ilícitas” para los señores magistrados. En Paraguay esas pruebas fueron clave para encontrar nuevas piezas clave y responsables del  vil asesinato de la hija del ex presidente Raúl Cubas.

La situación es calamitosa y desconcertante, uno pensaría que los máximos órganos del estado trabajarían conjuntamente para derrotar el terrorismo, la violencia fratricida que vivimos, pero lamentablemente la realidad es diciente; la Corte Suprema actúa desde luego del lado del derecho, pero desconoce la realidad de Colombia. A este lado del hemisferio, Correa cuestionado por relaciones y nexos con las Farc, nunca prestó cooperación militar, judicial ni de ninguna índole para capturar cabecillas del terrorismo. Ahora la Corte en su providencia expresa la existencia del acuerdo de cooperación y asistencia entre Colombia y Ecuador si de estos temas se trata, acuerdo que nunca se cumplió al píe de la letra, pues recordemos como deambulaba por esas latitudes “Simón Trinidad”, como se construían campamentos de las Farc a diestra y siniestra y allá como si nada. La Corte lamentablemente descalifica la majestuosa Operación Fénix que dio como resultado la baja de quien mas desafiaba al Estado, al orden constitucional y a los colombianos desde las armas. Lamentamos mucho que en aquella providencia se exprese que estos medios de prueba que han dado luces en otras latitudes y han dado lo propio en la opinión nacional, sean tratados por juristas de tan altos quilates como medios de prueba de facto; triste es decir que una de las más brillantes operaciones militares en contra de esta guerrilla sea llamada intromisión,  ejercicio de facto de la fuerza y violación de la soberanía. Se demoraba Correa en replicar la tan sonada providencia y hacer de ella su caballo de batalla en pro de su imagen tan deteriorada.

Ahora cabe anotar que los magistrados de la Corte dejaron clara la posibilidad de existir nuevas pruebas, este auto inhibitorio, será revocado de pleno derecho.

TWITTER: @g_rodriguezm

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO