Vientos de paz en Servientrega

Vientos de paz en Servientrega

11 de agosto del 2016

Las malas noticias vuelan, pero las buenas llegan por Servientrega, podría ser una nueva frase publicitaria de esta empresa, la más grande del país en su género.

Y desde Miami se conocen los momentos felices en que los hermanos Guerrero, dueños del grupo empresarial, han vuelto a mirarse a los ojos y a sonreír como en los viejos tiempos en que con mucho esfuerzo lograron levantar el emporio.

Luz Mary y Jesús aparecen en varias fotos y un video, exclusivo de KienyKe.com, en un acto empresarial que sirvió como marco para mostrar la reconciliación, que pone fin a una batalla jurídica y personal desatada por diferencias de fondo en torno a las acciones de Efecty, que hace parte del grupo Guerrero.

Salydulce-servientrega-C2

No aparecían juntos desde hace tres años en un evento social. Este miércoles, Jesús y Luz Mary Guerrero se reencontraron en la inauguración del Centro Internacional logístico de Servientrega en La Florida, donde también estaba presente el alcalde Luigi Bora.

En un ambiente de cordialidad y de paz los hermanos dialogaron amablemente, y fuentes cercanas al grupo dijeron que “la paz llegó primero a Servientrega”. La del país está en camino. Los hermanos Guerrero y otros amigos recordaron a sus padres –Concepción y Rosa Elena- , siempre unidos, siempre solidarios, entendiendo el dialogo como opción fundamental de vida, allá en su hogar de Jenesano, un bello pueblo boyacense que hoy tiene apenas 10 mil habitantes.

Salydulce-servientrega-C5

El empresariado colombiano debe celebrar esta reconciliación, los miles de empleados y personas vinculadas a Servientrega lo aplauden. Y el país puede interpretar que los vientos de paz se están tomando todos los sectores de la vida nacional.

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.