¿Qué estará pensando Santo Domingo?

1 de julio del 2012

Desde el lunes pasado me embarga una gran angustia ante el incierto futuro de mis consultas médicas y odontológicas. Ya nada será lo mismo. Melodía Estéreo, la tradicional emisora de música brillante que suavizó la postura de calzas y resinas en mis molares, la misma que amenizó tantas profilaxis, esa que me acompañó en los […]

Desde el lunes pasado me embarga una gran angustia ante el incierto futuro de mis consultas médicas y odontológicas. Ya nada será lo mismo. Melodía Estéreo, la tradicional emisora de música brillante que suavizó la postura de calzas y resinas en mis molares, la misma que amenizó tantas profilaxis, esa que me acompañó en los minutos eternos de espera antes de ver al doctor ya no está. Adiós Ray Conniff. Hasta nunca Frank Pourcel. Te extrañaré Paul Mauriat.

Debería consolarme saber que cada día está más cerca la nueva propuesta de radio que reemplazará en el dial a Melodía, pero no es así. Confieso que me preocupa y bastante. Hasta el momento se conocen algunos detalles del proyecto, por ejemplo, se sabe que Néstor Morales irá a dirigir el equipo de noticias; se ha hablado de propuestas para que algunos de los humoristas de ‘La Luciérnaga’ se vayan a la nueva emisora a hacer un programa de humor al final de la tarde; se ha dicho que el hombre fuerte de los deportes será Javier Hernández Bonnet; se ha rumorado sobre la contratación de Iván Parra para hacer el magazín de media tarde.

Conclusión: nada nuevo.

Ahí está el epicentro de mi preocupación. ¿Alejandro Santo Domingo invirtió un poconón de plata en el arriendo de la frecuencia de Melodía y el acondicionamiento de estudios de radio en el edificio de Caracol Televisión para hacer lo mismo de siempre? ¿La apuesta será montar otra cadena básica?

Insisto en que poco se sabe sobre el concepto de radio que quieren hacer en la nueva emisora, pero viendo la alineación inicial quedan en el aire muchas dudas sobre lo novedoso de la propuesta de la nueva radio de los Santo Domingo.

Llevamos ya 33 años a punta del formato de noticiero que se inventó (o copió) Yamid Amat en ‘6AM–9AM’ de Caracol: entrevista, tras entrevista, tras entrevista, tras entrevista. Llevamos 21 años con el magazín informativo que se inventó Julio Sánchez Cristo en ‘Viva FM’: informaciones ligeras y exceso de opinión. ¿Tenemos que seguir haciendo los mismos formatos? ¿Debemos creer que lo que viene con Néstor Morales es una mezcla de ‘6AM’ con ‘La W’?

Y no me quedo solo con las noticias. Igualmente me inquieta que se piense que lo único que sirve para competir en el horario del final de la tarde sea un programa de humor político y chistes como ‘La Luciérnaga’ (que ya cumplió 20 años) o que después del medio día lo único que quieren escuchar los colombianos son chismes de la farándula o consejitos para el hogar a los que estamos acostumbrados desde ‘Pase la tarde con Caracol’.

No estoy en contra de la creación de la nueva emisora, al contrario, me parece excelente que todos ganemos nuevos espacios para informarnos y entretenernos, pero si es para hacer lo mismo que ya están haciendo los demás, creo que se pierde el tiempo y la plata. Una nueva estación de radio debería ser el espacio para escuchar nuevas voces y nuevas propuestas en términos de producción y contenido, no el reencauche de los mismos señores que venimos escuchando desde hace ya tantos años y que no sabemos si están dispuestos a romper paradigmas.

@colombiascopio 

juanpablocalvas@gmail.com

* Los comentarios, textos, investigaciones, reportajes, escritos y demás productos de los columnistas y colaboradores de Kienyke.com, no comprometen ni vinculan bajo ninguna responsabilidad a la sociedad comercial controlante del medio de comunicación, ni a su editor, toda vez que en el libre desarrollo de su profesión, pueden tener opiniones que no necesariamente están acorde a la política y posición del portal.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO