Edgar Wallace llevó a King Kong a los Estados Unidos

foto: wikipedia

Edgar Wallace llevó a King Kong a los Estados Unidos

1 de abril del 2019

Edgar Wallace entregó al mundo uno de los clásicos del cine, King Kong. Su vida, para llegar la producción de este éxito, fue un paso cuestionado por el periodismo, la guerra y la ficción que lo llevó a ser considerado por algunos como el padre del thriller.

Nació el 1 de abril de 1875 en Greenwich, Inglaterra. Fue un hijo abandonado, que resultó adoptado por un vendedor de pescado y su esposa, que lo criaron en su niñez. Sin embargo, con apenas 15 años se fue de la casa para trabajar en un barco de pesca.

Luego se vinculó a las fuerzas armadas y llegó al frente de Sur África, durante la Guerra Bóer. Un momento que marcó la vida de Edgar Wallace porque conoció de cerca el conflicto, incluso se casó con una mujer africana llamada Ivy, con quien no duró más de un año.

Eso lo convenció de girar hacia el periodismo, y por su destacada destreza para la escritura, inició como corresponsal para la agencia Reuters. Un papel que descubrió el Daily Mail que decidió vincularlo a su nómina de periodistas en el exterior.

Ese paso, que lo llevó a ser el primer editor del Rand Daily Mail, fue fuertemente cuestionado después por los biógrafos. Primero, varios de sus textos estaban impregnados por una profunda oposición a los Bóer, mientras que el periódico prefería mantener la línea alemana de la información.

Según el periódico The Guardian, en un texto escrito por Neil Clark, en 1904 Edgar Wallace publicó una carta exclusiva del secuestrador de un líder rebelde marroquí. Fue la primicia del momento, pero analizado con cuidado tiempo después, se identificó que la carta tenía un estilo muy similar al del escritor.

Fue tiempo después que se dio cuenta que el dinero no llegaba dedicado al periodismo y por eso optó por iniciar su trabajo en la ficción. Su primera obra fue Los cuatro hombres justos publicado en 1905, en la que fijó su género: sangre, armas y detectives. Esa obra fue llevada a la televisión en 1957.

Llegaron luego otros cuentos cortos, novelas y guiones como El círculo carmesí, Mister Reeder en el África, El ángel del terror o El misterio de los narcisos. Varios de ellos cuentan su paso por el África y vestido de militar al frente del las fuerzas británicas.

Posteriormente hizo contactos en Hollywood, donde le encargaron realizar el guión de King Kong. Se embarcó en él pero murió mientras ejercía ese trabajo. Se le reconoce, entre otras escenas, la mítica imagen del gorila trepando la torre del Empire State, además de los caracteres humanoides de la bestia. Murió el 10 de febrero de 1932.