El hombre que hizo grande a Caracol

El hombre que hizo grande a Caracol

7 de agosto del 2013

Fernando Londoño Henao nació en Santa Rosa de Cabal, cuando este municipio pertenecía al departamento de Caldas. Fue cofundador y uno de los gestores de Caracol Radio.

Fue la época en que la radio emergió con fuerza, llegando a construir una identidad de país a través de los micrófonos, explica Eduardo Arias. Esa idea de país, de Colombia, se vio reflejada en ‘la Vuelta a Colombia’, a mediados de los años cincuenta, que Caracol transmitió en medio de peripecias y odiseas de quienes la corrían como de los que transmitían.

Desde junio de 1949 estuvo al frente de Caracol, cuando la junta directiva de Emisoras Nuevo Mundo S.A. lo nombró como su primer gerente, pese a que no venía de la radio, sino del Banco de la República. Suena extraño pero así fue: trabajaba en la oficina de control de cambios, donde se hacía la referencia del oro al dólar. Medidas, precios y ajustes que aprendió desde que llegó  en los años treinta y que aplicó a su nuevo cargo.

En el libro ‘La radio del Tercer Milenio’, escrito por Gustavo Pérez  Ángel y Nelson Castellanos, cuenta Londoño que cuando asumió como gerente de la cadena radial, la empresa recibía 16.000 pesos mensuales por publicidad, de los cuales, 14.000 pesos eran aportados por Coltejer.

Alfonso Lizarazo, Juan Gossaín, Yamid Amat y Julio Sánchez fueron algunos de los periodistas que trabajaron con Fernando Londoño Henao en su paso por Caracol Radio. 

Añade el libro que “Uno de esos difíciles fines de mes, yo no tenía con qué pagar la nómina y Carlos Sanz de Santamaría me acompañó al Banco Comercial Antioqueño para gestionar un préstamo de 10.000 pesos, que me negaron. Entonces me vi obligado a vender una consoleta de los equipos para poder pagar la nómina”, recuerda en dicho libro don Fernando Londoño Henao, al destacar la manera como inició la empresa y las dificultades que debió sortear.

A pesar de las presiones y los altibajos llevó a Caracol a ser la cadena más escuchada del país. No lo hizo solo, claro, Juan Gossaín y Yamid Amat fueron fundamentales en dicho logro. “Siempre fue innovador. Impulsó las radionovelas, los radioteatros, las transmisiones de la Vuelta a Colombia. Pero cuando fue necesario cambiar todo eso, también lo hizo”, afirmó Juan Gossaín en El Tiempo.

Por su parte, Yamid Amat cuenta que “hay hombres que no mueren, como en el mundo no muere la creatividad, el valor, la disciplina, el trabajo, la moral, la decencia, la nobleza ni el sentido de empresa. Fernando Londoño Henao fue uno de esos hombres”.

La radio que hizo Fernando Londoño Henao era de otro tiempo. Hoy no es necesario comprar discos para disfrutar la música que nos gusta o que es de nuestro interés. La música está en todas partes gracias a los nuevos medios. La gente joven pertenece a la generación del I (IPod, IPad, IPhone), una generación del “Yo”. Londoño previó esta transformación cultural en la cadena radial, “es una evolución constante, de la que no podemos bajarnos ni mortificarnos sino adaptarnos”, señaló.

“La radio era su mundo, nunca dejó de mantener el radio encendido”, asegura su hijo Diego Fernando. “Los pioneros se están yendo y debemos respetar y mantener su legados”, dijo Alejandro Nieto, presidente de la Cadena Ser.

Lea también

El poeta que hacía orgías en la Casa de Dios