Erik Erikson, un hombre entregado al psicoanálisis

12 de mayo del 2018

Murió el 12 de mayo de 1994 a los 91 años.

Erik Erikson

Las mentes brillantes no descansan. Erik Erikson fue un psicoanalista que entregó su vida al estudio del comportamiento humano.

Desde pequeño supo que quería estar ligado a investigar y eso lo ratificó a los 25 cuando por su amigo Peter Bloss conoció a Dorothy Burlingham, cercana a Ana Freud (hija de Sigmund Freud).

Como buen amante del psicoanálisis, estudió el comportamiento de los niños porque desde la infancia, según esta escuela, se pueden entender los comportamientos que se reflejarán en el futuro.

Tuvo que abandonar Viena, Austria, cuando los nazis llegaron a ese territorio y, sin saberlo, llegó como un Forastero a las escuela de Medicina de Harvard donde forjó sus conocimientos en distintos campos junto a otros pensadores como Henry Murray y Kurt Lewin, Ruth Benedict, Margaret Mead.

Pasó por los pasillos de Yale, la Universidad de California enseñando sus ideas y avanzando en el proceso de todo lo que tenía que aprender para llegar a uno de sus más grandes trabajos: ‘Childhood and Society’.

Sus obras sobre la cultura lo llevaron a la cima con el premio Pulitzer y el Premio Nacional del Libro. Además quedó en la historia, junto a Freud, como uno de los expertos que dedicó su vida al estudio del comportamiento humano.

Falleció el 12 de mayo de 1994 en Estados Unidos, lugar del que recibió residencia, y dejó un legado que siempre estará en las bibliotecas de psicología.

“Si entiendes como piensas, entenderás cómo actúas”, era una de las frases de Erikson.

Ver comentarios
KONTINÚA LEYENDO