Guillermo Trujillo, un artista con vocación de historiador

Guillermo Trujillo, un artista con vocación de historiador

12 de julio del 2018

Guillermo Trujillo nació en 1927, en la provincia panameña de Chiriquí, y murió a sus 91 años el pasado 11 de julio por razones aún desconocidas. Creció en Horconcitos, un pueblo pequeño rodeado de sabanas tropicales y ríos, donde inició el camino que lo llevó a ganar premios de pintura, medallas, homenajes y participar en innumerables exposiciones internacionales colectivas e individuales.

Su padre, Rafael Trujillo, era director de una escuela y también ganadero. Su madre, Marina, era maestra. En medio del ambiente académico, a los catorce años sus padres lo enviaron a la capital panameña para terminar sus estudios secundarios en el Instituto Nacional. Allí, otro histórico del arte canalero, Roberto Lewis, fue su profesor de dibujo.

Una vida para el arte

Luego de terminar sus estudios, Trujillo ingresó en 1947 a la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional de Panamá. Aunque recibió su título como arquitecto, su vocación por el arte lo llevó a ganar una beca del Instituto de Cultura Hispánica para estudiar pintura en la Academia de San Fernando, en Madrid, a la vez que viajaba por varios países de Europa y África.

En su regreso a Panamá en 1953, tuvo su primera exposición con una serie de acuarelas realizadas durante sus estudios de pintura. Un año después, volvió a Madrid para estudiar en la Escuela de Cerámica de La Moncloa donde se relacionaría con importantes artistas plásticos españoles. Haber crecido en un ambiente natural y rústico lo llevó a estudiar paisajismo en la Escuela Superior de Arquitectura de Madrid.

Para 1959, luego de terminar sus estudios en España, Guillermo Trujillo decidió volver a Panamá donde se ocupó de la cátedra de Acuarela y Composición del programa de Arquitectura en la Universidad Nacional durante varias décadas. Allí compartió con jóvenes artistas la técnica para dibujar acuarelas y diseñar piezas artísticas que aprendió en su pasantía internacional.

Artista polifacético

Trujillo dedicó gran parte de su vida a la experimentación en pintura, mural, grabado, plumilla, cerámica, escultura y talla en madera. En sus obras se ve plasmado un interés especial por interpretar el pasado prehispánico de Panamá y el continente, el paisaje selvático y la riqueza cultural indígena, con sus rituales y detalles socioculturales. Su obra tuvo un elemento especial, el trazo de las figuras verticales.

A finales de los 70, Guillermo Trujillo fundó el taller ‘Las Guabas’, donde trabajó junto a otros artistas panameños obras de vajillas, murales y esculturas. También creó el taller de grabados ‘Los Algarrobos’ en la misma facultad donde dictaba clases, que fue punto de reunión para artistas e intelectuales de la época.

La lista de exposiciones individuales y colectivas de Trujillo es larga, quizá la más importante fue en el Palacio Nacional de Bellas Artes en México (1974), pero destacan otras en Francia, Alemania, España y Estados Unidos. Ha recibido numerosos premios y honores incluyendo la Orden des Arts et Lettres de Francia y el Premio Honor al Arte del Museo de Arte Contemporáneo en Panamá.

En Colombia, Guillermo Trujillo expuso su arte en la ‘II Bienal de Coltejer’ realizada en Medellín en 1970 y en la Biblioteca Luis Ángel Arango de Bogotá en 1973.

El pasado 26 de junio, Guillermo Trujillo participó en su última exposición, fue anunciado como uno de los artistas invitados a la Exposición Itinerante convocada por la Caja de Ahorros de Panamá y la Fundación Arte Panamá que viajaría durante seis meses alrededor del país. Justo hasta el pasado lunes 9 de julio, la exposición estuvo en Chiriquí, tierra natal del artista.