Así nacieron los restaurantes McDonald´s

Así nacieron los restaurantes McDonald´s

14 de julio del 2017

La multimillonaria franquicia de arcos dorados comenzó con un polémico contrato entre un par de hermanos innovadores y un visionario vendedor. Los personajes de esta historia son Ray Kroc y Richard y Maurice MacDonald, sus amigos los llamaban Dick y Mac.

Ray Kroc nació en Chicago en 1902, fue a la guerra, estuvo conduciendo ambulancias durante la primera guerra mundial, fue pianista de jazz en la época de la prohibición y después se dedicó al mundo de las ventas.

Ray empezó a trabajar en una compañía que vendía máquinas para hacer malteadas. Un día recibió un pedido de ocho multi-licuadoras para un pequeño local de hamburguesas en San Bernardino, California. Ni siquiera las fuentes de soda más frecuentadas requerían de más de 2 multi licuadoras.

En 1954 Estados Unidos estaba en constante progreso, existían 67.000 kilómetros de vías y más de 40 millones de autos circulaban por ellas. Para atender a la clientela en constante circulación, los restaurantes necesitaban servir las comidas con la misma rapidez.

Por curiosidad, Kroc condujo hasta San Bernardino. Allí conoció la hamburguesería de los hermanos McDonald y lo que vio allí lo sorprendió. “A las 11:30 comenzaron ha hacerse las colas, y para el medio día ya habían 40 personas esperando, Ray era una de ellas”, explican en el programa Historia Viva del canal History Channel.

Así que Kroc preguntó a la gente por qué iban a comer allí, “la comida es estupenda, es económica, rápida y puedo traer a mis hijos”. Ray había encontrado lo que se acomodaba al nuevo mercado de EE.UU. un negocio móvil y rápido.

Al día siguiente Kroc volvió donde los McDonald. El había visto lo que los hermanos llamaban ‘el sistema de servicio rápido’; una serie de muchachos coordinadamente y de una forma sistemática producían hamburguesas de una manera muy fácil.

El maestro de la hamburguesa era un músico de 37 años, Arthur Bender, el comentó “los viernes a la hora de la cena el lugar se atestaba de gente, de verdad. En cada cola habría 10, 15 o 20 personas esperando para comprar”.

Los hermanos McDonald de Nuevo Hampshire, Estados Unidos se mudaron a los Ángeles en los años 20’s con un claro objetivo. Gale French, hijastro de Dick comentó, “Dick se había ido a California en el año 1927, es probable que no tuviera más de 3 o 4 dólares pero le dijo a su hermano que su meta era que fueran millonarios para cuando cumplieran 50 años”.

Cuando Kroc y los McDonalds se conocieron, le comentaron que querían expandirse por todo Estados Unidos, solo necesitaban encontrar un agente de franquicias que hiciera el trabajo. Kroc sabía que cuando lo encontraran podía venderles cientos de licuadoras.

Kroc había quedado satisfecho pero después pensó en una mejor idea, convertirse en el agente de franquicias que los hermanos estaban buscando. Viajó hasta California para hacer su propuesta. Los hermanos estuvieron de acuerdo así que firmaron un contrato.

Con la firma, los hermanos le habían dado el derecho exclusivo de franquicias de los restaurantes en todo Estados Unidos durante diez años. El acuerdo le permitió a Kroc cargar una tarifa por franquicia de 950 dólares por cada local.

Kroc recibía el 1.9% de las ventas anuales de cada restaurante pero debía pagarle a los hermanos casi un tercio de sus ganancias por los costos que conllevaba administrar un negocio de franquicias. Así que lo que recibía no era lo que el esperaba.

El 2 de marzo de 1955 Kroc creó McDonalds System Inc. y se dispuso a vender franquicias por todo EE.UU. lo que había firmado lo había catapultado toda su vida a vender las franquicias y a endeudarse. La relación con los hermanos McDonalds se convirtió en una lucha por el poder.

En 1961 ya todo el país disfrutaba de la comida de los hermanos. En solo cinco años Kroc había vendido más de 200 franquicias pero el negocio de Kroc no era tan bueno. Los costos publicitarios y de operaciones afectaban sus ganancias.

La compañía de franquicias de Kroc arrojó la cifra de 5.7 millones de dólares en deudas a largo plazo, mientras que Dick y Mac ganaban más de 100.000 dólares anuales. Kroc trató de renegociar el contrato para tener ganancias pero los hermanos no cedieron.

La solución de Kroc fue comprar la parte de los hermanos, les ofreció 500.000 dólares. Dick rechazó la oferta pero los hermanos lo reconsideraron. Dick llamó a Kroc y le hizo una contra oferta, le vendería sus restaurantes por 2.7 millones de dólares en efectivo.

Con las cifras de la compañía era poco probable que le dieran un préstamo a Kroc, pero su asesor financiero Harry J. Sonneborn le dio una idea. Como las ganancias de Kroc se basaban en el dinero que pagaban los franquiciantes por la renta de los terrenos. Sonneborn quería convertirla en una compañía de bienes raíces.

Acudieron a John Bristol y le dio el préstamo a Kroc al 6% de interés. En noviembre de 1961 Ray llamó a Dick McDonald a decirle que tenía el dinero. Pero había una condición, los hermanos no querían vender su restaurante en San Bernardino.

Kroc accede a que se queden con su restaurante original pero con la condición de que no podrán utilizar el nombre de McDonald. Los hermanos accedieron. El 1 de diciembre de 1961 Kroc se convirtió en el nuevo dueño de la cadena de restaurantes.

Para 2002 McDonalds ya estaba presente con 25.000 locales en todo el mundo y genera 40.000 millones de dólares en ventas. Los hermanos lograron su objetivo pero perdieron el negocio de comidas más grande de la historia.