KienyKe.fm

Rocca, el rapero colombiano que fue correteado por skinheads

16 de julio del 2016

Bogotá-París, su más reciente trabajo discográfico.

Rocca, el rapero colombiano que fue correteado por skinheads

Con tan solo 14 años de edad, el colombo francés, Sebastian Rocca, encontró la forma de salir adelante en la industria musical escribiendo letras y buscando el mejor ritmo que las pudiera acompañar, Hip-Hop y Rap parecían ser los más adecuados para reflejar una realidad en su carrera musical.

Lea También:  ¿Cuánto hubiera costado hacer el Lollapalooza?

Hijo de padres colombianos y criado en parte por una cultura europea, ‘Tico’, como le decían a Roca sus padres de cariño, se crió en una familia de músicos, y más que músicos una familia musulmán que tenía claras las nociones de la música.

Le puede Interesar:  Systema Solar, en defensa de la mujer fiestera.

Influenciado por los ritmos del Hip-Hop y artistas como Afrika Bambaataa, Sebastián empezó a adentrarse en el mundo del género urbano, inspirado de cierta forma en su modo de ver las calles frías de París en los años ochenta.

“La primera vez que vi y escuché hablar de música fue cuando mi madre me regaló un acetato de los Beastie Boys”, dice.

Su infancia en la ciudad del amor se vio un poco restringida al salir a las calles, esto debido a los movimientos políticos de skinheads radicales que rondaban por la ciudad, en busca de crear desorden y corretear a inmigrantes como él.

Más Noticias Musicales: Bohemian Rhapsody: cinco covers polémicos.

“Mientras vivía allí tuve que ver cómo los muy hijos de puta golpearon a varios niños como yo, y hoy en día esos mismos que golpeaban a la comunidad afro son los que gobiernan Francia”, dice Sebastián con un perfecto español.

A raíz de todo lo que tuvo que vivir, nació la inspiración para ser un artista reconocido en casi todo el mundo por su ritmo y composición.

Su primera agrupación, ‘La Cliqua’, era liderada por uno de los primeros integrantes de los ‘Black Dragons’, un grupo de raza negra encargado de luchar y cazar a los skinheads que querían armar desorden social en la calles de la ciudad.

En el viejo continente la vida no era tan fácil como la pintan, allí también existían problemáticas, como aquí, en nuestro país.

Si no hubiera estado gran parte de su vida en París probablemente se hubiera quedado en Colombia y podría estar dando conciertos de salsa. “Sería un salsero, por ahí estaría tocando los tambores con buen sabor”, afirma riéndose en diálogo con KienyKe.com.

Rapero Rocca -01

Ha sido un recorrido bastante largo, ha tomado referentes africanos, norteamericanos y europeos para poder crear los mejores sonidos y las rimas más pegajosas. Tanto así que ha visto uno que otro artista copiando o imitando su trabajo sin dar crédito alguno.

Con eso demuestra que es un gran referente de la música urbana en el país, “eso es bueno pero siempre y cuando den crédito a mi trabajo, pero no puedo hacer mucho al respecto”, dice en un tono de disgusto.

En el 2007 llegó a la puerta de su casa una gran noticia, Sebastián Rocca estaba nominado a un Grammy Latino. Para él este acontecimiento reflejó un reconocimiento bastante grande y profesional a lo que había hecho en su carrera artística, no le importa ganar ni ser el más famoso, solo le agrada que existe un reconocimiento a las letras compuestas.

A parte de la música ha hecho varias apariciones en cortometrajes franceses y música para el cine europeo. ¿Podría considerar actuar y tener importancia en el mundo del séptimo arte? “Puede que sí, por ahí he sido escogido para grabar una película francesa que se estrenará en los próximos meses y he tenido un papel entre los personajes principales de la historia, voy a ver cómo me va”, dice entre risas.

Sebastián no tiene un público favorito. Se siente bien tratado en París o en Bogotá; todos se conectan de la misma manera con su música sin importar las barreras del idioma.

Rapero Rocca -02

“He tocado en una gran parte del mundo, en tribus africanas donde no tienen ni idea de lo que estoy diciendo pero aún así existe una conexión, no recibo aplausos, solo escucho el ulular por parte de ellos, existe una energía y hago que podamos conectarnos, creo que esa es mi esencia y sé que de cierto modo han disfrutado mi música” dice Sebastián.

Le gusta el fútbol pero no sigue una liga en particular, solo le gusta ver partidos cuando juegan las selecciones, como la Eurocopa, el Mundial de Fútbol e incluso la Copa Suramericana.

Apoya a la Selección Colombia, aunque también grita y celebra goles franceses. Advierte que si jugara Colombia contra Francia, le queda difícil la decisión pero luego recuerda que sus sonidos y raíces son hechas en Colombia, entonces es allí cuando le hace fuerza a la tricolor.

Hoy en día se encuentra promocionando su último trabajo llamado Bogotá-París, donde quiere abrir la puerta al diálogo y romper esa batalla entre géneros porque combina ritmos muy folclóricos, vallenatos y acordeones.

Ha llegado a ser el más escuchado en Radiónica, y muy pronto se presentará en el concierto que ofrecerá la emisora en tres diferentes ciudades.

En cuanto a los actos terroristas, dice que “esas personas no son religiosas, ningún dios obligará a sus creyentes a cometer actos como esos, lo único que quieren es generar caos y son manejados por gente con poder, todo con el fin de desestabilizar pactos”.

Escuche aquí ‘Devuelta a lo Real”, trabajo del colombo francés: