Golpe contra la corrupción en Córdoba

Foto: Shutterstock

Golpe contra la corrupción en Córdoba

9 de mayo del 2017

54 personas han sido capturadas durante uno de los operativos más grandes contra la corrupción que se han realizado en el país, organizado por la Fiscalía y que se concentró en el departamento de Córdoba.

Entre los capturados se encuentran ocho concejales, un secretario de Educación y el exgobernador del Córdoba, Alejandro Lyons Muskus, a quien se le imputarán cargos por al menos seis delitos por 20 actuaciones presuntamente corruptas. La Fiscalía pedirá para Lyons una medida de aseguramiento.

Así lo dio a conocer el fiscal general, Nestor Humberto Martínez, en el balance presentado este 9 de abril, cuatro meses después de la jornada anticorrupción realizada el pasado 13 de enero y que contó con la asistencia de más de setecientos ciudadanos, que presentaron las denuncias correspondientes.

Durante esta investigación se priorizaron 24 investigaciones relacionadas con el “manejo de las regalías, la administración de recursos para la primera infancia, la inversión de dineros para la salud y el programa de acueductos”, que ya tienen resultados, como informó Martínez.

Monteria, Moñitos, Ciénaga de Oro, Momil, Tuchín y Lorica fueron algunos de los municipios de Córdoba donde se realizaron las capturas de los funcionarios.

Estudiantes “fantasmas”

Entre los capturados se encuentran el actual secretario de educación, Óscar Rhenals España y Pedro Llanos Corrales, representante legal de la fundación Servicios y Obras Sociales de Colombia (SOS) por el caso de los estudiantes ‘fantasmas’.

La fundación SOS tenia un contrato por valor de 2.407 millones de pesos con el municipio de Lorica para prestar el servicio educativo a la población adulta y jóvenes mayores de edad. El acuerdo era para 3.210 estudiantes, pero según la comunidad y padres de familia , no se cumplió con la demanda de estudiantes y aun así se cobro el presupuesto. Las irregularidades en la contratación con  recursos del Sistema General de Participaciones mostraron la inexistencia de 1.549 estudiantes y un detrimento de $1.780 millones.

Corrupción en la salud

Por otro lado, se conoció el caso de la corrupción hospitalaria, que tuvo repercusión en dos municipios, tras no realizar contratos para llevar acabo el plan nacional de salud. Las irregularidades se presentaron en el Hospital San Jerónimo de Montería (por un valor de 2.903 millones de pesos); en el ESE Hospital San Francisco de Asís (irregularidades en la implementación y ejecución del plan de salud pública por un valor de $400 millones). Además de haber posible suplantación de las personas que firmaron los convenios. Más de ocho personas fueron capturadas por estas irregularidades

De igual manera, se capturo al ex ministro de salud por el caso del “cartel de la hemofilia”, al comprobarse que  muchos de los pacientes beneficiados con el pago y suministro del medicamento NO POS denominado FACTOR VIII, no sufrían de la enfermedad hemofilia y otros que sí la padecían no tuvieron acceso a los medicamentos, ni recibieron tratamiento oportuno. Este desfalco tuvo una malversación por $42.000 millones. Ocho personas fueron capturadas por su responsabilidad en el desfalco.

ICBF

De igual manera, se comprobó que el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF) tuvo irregularidades en la contratación de la Fundación Tierra Nuestra en el año 2015. La entidad se encargaba de atender a 3.610 usuarios en Modalidad Familiar y tenían un contrato por un valor de $7.407 millones. Sin embargo, las pesquisas arrojaron que los directivos de esta fundación, con el aval del supervisor de ICBF, se apropiaron de más de 2.700 millones de pesos.

De igual manera, se detectó falsificación de actas financieras de legalización para el desembolso de los recursos y giraron cheques que no fueron invertidos en la ejecución del contrato.

Nueve personas fueron capturadas.

Tuchín

En Tuchín fueron capturados el exalcalde Rodrigo Germán Ortis y el  exsecretario de planeación Richard Salgado Díaz. Los dos exfuncionarios son acusados de un desfalco de 600 millones de pesos de un contrato para la construcción de un acueducto para el municipio que nunca se puso en funcionamiento. La Fiscalía solicitó medida de aseguramiento por los delitos de contrato sin cumplimiento de requisitos legales y peculado por apropiación a favor de terceros.

Presuntos vínculos con el Clan del Golfo

El alcalde de Moñitos, Álvaro Cáceres Maroza; su padre, Álvaro Enrique Casseres ; y los funcionarios Jorge Villalba Martínez, Norys Yanco Ruiz y Dionis De La Cruz Portillo fueron capturados por posibles vínculos con el ‘Clan del Golfo’, que habría apoyado al alcalde para ganar las elecciones.