Joven rusa transmite en vivo su propia muerte

Captura de pantalla

Joven rusa transmite en vivo su propia muerte

25 de Marzo del 2017

Kazán, una de las ciudades más pobladas de Rusia, fue testigo en los últimos días de la trágica muerte de una joven de tan solo 23 años que murió en un accidente automovilístico mientras transmitía un poco de su jornada en las redes sociales. Su muerte quedó registrada en la transmisión que hacía mientras manejaba por una de las autopistas más concurridas de Tartaristán.

“¡Hola! ¿Cómo están todos, a donde viajan?”, fueron las últimas palabras de esta mujer, que al momento de leer las respuestas a su pregunta, descuidó su visión y percepción de la carretera y chocó de frente con un bus que transportaba pasajeros. Cinco personas resultaron heridas y fueron llevadas inmediatamente a centros asistenciales. Su cuerpo no soportó el golpe del exceso de velocidad. Murió al instante.

Los accidentes en Rusia se han hecho cada vez más comunes, las autoridades y medios locales afirman que esto se debe a la ‘agresividad’ y cultura con la que los rusos conducen, además de sobrepasar los límites de velocidad establecidos por las autoridades de tránsito.

Para el 2016, el número de fallecidos en accidentes de tránsito en Rusia se redujo en un 15% en comparación con el año anterior, informó el Ministerio ruso del Interior citando al jefe de la policía de tráfico, Víktor Nílov.

Por otro lado, los datos más recientes publicados en el sitio web de la policía de tránsito rusa, indican que en los últimos años se registraron más cerca de 166.700 accidentes, en los que se registraron más de 21.000 personas muertas y más de 209.000 heridos.